10 causas del espionaje ilegal macrista: políticos, sindicalistas, periodistas y familiares del ARA San Juan en la mira

La larga lista de investigaciones alrededor de ex funcionarios de la gestión de Cambiemos suma la del submarino hundido.
El Canciller - Comentarios

Los expedientes que se iniciaron para investigar a los ex agentes de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) de la gestión anterior parece no tener fin. Una nueva causa se suma a la larga lista, luego de que la titular del organismo, Cristina Caamaño, denunciara que espiaban a los familiares de los tripulantes del ARA San Juan.

El organismo, a través de maniobras ilegales, obtenía información sobre los movimientos de políticos -tanto de su partido Cambiemos como de la oposición-, periodistas y sindicalistas, entre otros. A continuación, un repaso por las investigaciones judiciales en curso.

1. Políticos, sindicalistas y la Iglesia

La causa que investiga el espionaje ilegal a políticos, periodistas, sindicalistas, integrantes de organizaciones sociales y de la Iglesia pasó de las manos del juez federal de Lomas de Zamora, Federico Villena, a las de su colega,  Juan Pablo Auge. Este delegó la investigación en la fiscal Cecilia Incardona.

El cambio de jueces se debió a que la Sala I de la Cámara Federal de La Plata aceptó las recusaciones contra el primero de los magistrados.

Los imputados en la causa son señalados como “aprovechadores” de sus roles en el Estado y desde sus cargos de empleados públicos y agentes de la AFI y de las Fuerzas de Seguridad investigaban de manera ilegal.

Las víctimas son más de 50 y abarcan desde la vice Cristina Fernández de Kirchner hasta el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, pasando por integrantes de Juntos por el Cambio como Diego Santilli, Emilio Monzó y Nicolás Massot. A los espiados se suman Luis Barrionuevo y Hugo Moyano.

La vicepresidenta entregó como documental una lista de entradas a la Casa Rosada, donde figuran visitas de Melo, Araque y Sáez a la oficina de Susana Martinengo, ex directora de Documentación.

El expediente surgió después de la detención de un narco, Sergio “Verdura” Rodríguez, al blanquear el vínculo con un abogado de la AFI, Facundo Melo.

2. Explosivo

En 2018, José Luis Vila, exagente de la SIDE y exfuncionario del Ministerio de Defensa en la era M, denunció que le pusieron un explosivo en la puerta de su casa de Recoleta, como amenaza. El juez a cargo de la causa es  Sebastián Ramos junto al fiscal Guillermo Marijuan.

Declararon las personas que descubrieron la caja con explosivos, los vecinos y también se consiguieron las cintas de las cámaras de seguridad donde se ve a cuando dejan la bomba

A su vez, el juez Villena trabajaba en una causa de drogas, en la cual se detuvo a un sospechoso, que confesó que lo habían contratado para colocar un explosivo (el de la casa de Vila). Además, declaró que “su compañero” era Melo.

Todo condujo al peritaje de los celulares y computadoras de Melo, sumado a distintos allanamientos.  Acá surgió que un grupo de agentes de la AFI espiaba a políticos, sindicalistas y periodistas. La confesión del narcotraficante pasó a Comodoro Py 2002, porque ahí se investiga el multitudinario espionaje.

3. Penal de Ezeiza

También la Justicia de Lomas investiga espionaje dentro de la cárcel de Ezeiza. En ese entonces estaban detenidos dos ex funcionarios del kirchnerismo: Amado Boudou y Roberto Baratta.

Las sospechas del espionaje ilegal pesan sobre la AFI, el Servicio Penitenciario Federal y el Poder Judicial.

Mediante la instalación de micrófonos y cámaras en los pabellones en que estaban los ex dirigentes, además de los empresarios involucrados en la causa de “los cuadernos o las fotocopias”, controlaban qué sucedía dentro del penal.

4. ARA San Juan

“En los tensos meses posteriores a la desaparición de un submarino que transportaba a 44 tripulantes en 2017, el servicio de inteligencia de Argentina espió ilegalmente a sus familias, dijo el miércoles el actual jefe de la agencia”. Así el matutino estadounidense The New York Times encaró la noticia sobre la denuncia realizada por la AFI ayer.

El supuesto espionaje ilegal es contra los familiares de tripulantes del submarino ARA San Juan. Caamaño presentó la denuncia ante la Fiscalía Federal Nº 2 de Mar del Plata y pidió citar a indagatoria a Macri, Arribas y Majdalani.

En el texto, Caamaño sostuvo que “las tareas” ventiladas “no se encuentran ordenadas ni autorizadas por ningún magistrado; sólo fueron dispuestas por las autoridades del organismo que hoy se encuentra intervenido”.

El material fue hallado en soportes digitales encontrados en la Delegación Mar del Plata de la AFI y analizados por un pedido del Juzgado Federal de Primera Instancia de Dolores. En los registros, figuran seguimientos en las manifestaciones que se hicieron en La Feliz, cuando las tareas de búsqueda y rescate todavía no habían dado con los restos de la nave, entre enero y junio de 2018.

5. Instituto Patria y CFK

Caamaño también denunció, ante los tribunales de Lomas de Zamora, el seguimiento a CFK que un grupo de agentes le hizo en su casa de Recoleta y en el Instituto Patria en 2018. Las tareas las realizaban todo el día y los espías rotaban cada seis horas.

El espía Alan Ruiz fue detenido en junio pasado, admitió los seguimientos, pero aclaró que lo hacía para proteger a CFK, dado que se había recibido una denuncia de un posible atentado. La vice es también querellante en esta causa.

Arribas y Majdalani fueron indagados en esta causa, quienes sostuvieron que los seguimientos se dieron en el marco de una investigación judicial, ante posibles ataques.

6. Periodistas en la mira

En Comodoro Py tramita otra de las denuncias por espionaje hechas por la titular de la AFI. El expediente involucra como víctimas a más de 400 periodistas, 28 académicos, 58 empresarios, figuras de la sociedad civil y  dirigentes del Partido de los Trabajadores Socialistas.

Los seguimientos se dieron ante los pedidos de periodistas y activistas sociales para ser acreditados en la Conferencia Ministerial de la Organización Mundial del Comercio de 2017 y la Cumbre del G20 de 2018, en Buenos Aires.

El expediente cuenta con fichas que contienen los nombres de las personas, un estudio de lo que compartían en sus redes sociales, según la cercanía o lejanía a la gestión M.

7. Disco recuperado

Además, Camaaño denunció espionaje ilegal contra personas vinculadas a la actividad política, periodistas, dirigentes y policías durante el gobierno de Macri. La causa la lleva el juez  Marcelo Martínez de Giorgi y la fiscalía que investiga está a cargo de Jorge Di Lello.

Los datos surgieron al obtener información recuperada de un disco rígido que había sido borrado. Conllevó al pedido de indagatoria del expresidente y los ex líderes de la AFI.

Se analizó un disco rígido que contenía evidencias de direcciones de correos electrónicos de políticos y periodistas. La denuncia gira entorno a que se interceptaron mails ilegalmente.

8. Venta de armas, floja de papeles

Otra presentación de Caamaño apunta contra Arribas y Majdalani porque la AFI “autorizó y procedió a la venta de armamento de fuego de distinto calibre que integraba el patrimonio de la Agencia, a funcionarios y agentes en actividad, a un precio irrisorio y con ínfimos requisitos en cuanto a las condiciones necesarias para acceder a dicho negocio jurídico”. La denuncia se presentó en la fiscalía a cargo de Ramiro González.

Gustavo Arribas y Silvia Majdalani. Foto NA

9. Salidas y entradas al país

A su vez, el juez Rodolfo Canicoba Corral trabaja en un expediente donde se investiga el accionar de la Unidad de Información Financiera (UIF), el Ministerio de Seguridad y la AFIP. ¿El motivo? Controles de entradas y salidas del país de políticos, jueces y famosos.

10. Proyecto AMBA

Los ex agentes de la AFI están involucrados en otra causa conocida como “proyecto AMBA”. Comisarios retirados o exonerados de la Bonaerense espiaban desde distintas bases de la Provincia.  El juez federal de Dolores Alejo Ramos Padilla sostiene dicho accionar ilegal en el ámbito político, social y sobre comedores comunitarios.

El “proyecto AMBA” tenía bases en La Matanza, Quilmes, Ezeiza, Morón, San Martín y Pilar. La red contaba con 70 agentes.

Están citados a indagatorio Arribas y Majdalani. Mientras que Pablo Pinamonti, ex agente encargado de ese trabajo del 2016 al 2017, ya fue procesado. El espionaje se dedicaba a seguir a 15 partidos y dirigentes zonales. Además de hacer inteligencia sobre Sergio Maldonado.