Sepulta Van der Kooy la reelección de Macri y culpa al equipo económico

Para Eduardo Van der Kooy la "turbulencia financiera" que protagonizó la semana pasada dejó secuelas muy graves en el Gobierno nacional, que ya no tiene asegurada la reelección en 2019 e, incluso, revivió a una oposición todavía acéfala.

La fuerte pulseada que el Gobierno jugó contra los mercados lo dejó "masomenos bien parado", según la editorial con la que el analista abrió su programa Código Político, en TN. "El torniquete de medidas entre el Banco Central y el ministerio de Finanzas dio resultado", ironizó al señalar que si bien la corrida cambiaria concluyó, ahora Mauricio Macri tiene otros problemas.

Van der Kooy señaló tres graves secuelas generadas por aquellas turbulencias que derivaron en un llamado al FMI. En primer lugar, la fuerte devaluación del peso "echa por tierra la baja inflacionaria"; por otra parte, las altas tasas van a impactar directamente sobre "un crecimiento que el Gobierno pronosticaba de 3 puntos, luego bajó a dos y ahora hay que ver si se cumple" y; por último, una oposición sin liderazgo ha encontrado visibilidad en el parlamento y "tiene al Gobierno acorralado en la limitación del aumento de tarifas".

Sin embargo, ahí no terminó el pésimo pronóstico. Para el periodista la "secuela inesperada y más importante" es el hecho de que "a apenas ocho meses del triunfo de octubre, el Gobierno se encuentra con un escenario completamente trastocado".

"Aquel octubre para muchos fue la antesala de un segundo mandato de Macri. Hoy ya no hay ninguna garantía para un segundo período del Presidente Macri. Hoy esa elección vuelve a estar abierta, más allá de los enormes y recurrentes problemas que tiene la oposición", concluyó.