Nuevos anuncios de la Sputnik V: efectividad, distribución y costos de la gran apuesta de Putin

El Canciller - Comentarios

La vacuna rusa Sputnik V logró una eficacia hasta el 95% , después de 42 días desde la primera dosis. Este es el segundo análisis preliminar sobre la fórmula. El Centro Gamaleya y el Fondo de Inversiones Directas de Rusia (FIDR) informaron los datos este martes.

Luego de 28 días, la vacuna tuvo una efectividad del 91,4%, en base a 18.000 voluntarios entre los cuales se detectó 39 casos (31 recibieron el placebo). El informe indica que no se detectaron efectos adversos inesperados entre los participantes.

Hay 21 días de plazo entre las aplicaciones de la primera y la segunda dosis. La vacuna se distribuye de forma distinta: el 75% de los participantes recibió la vacuna y el 25% restante no. Se suele aplicar al 50% la dosis, y a la otra mitad, los placebos.

“Permítanme subrayar que el segundo análisis se realizó una semana después de que los voluntarios recibieran la segunda dosis, lo que significa que sus cuerpos han reaccionado parcialmente a ambas dosis. Esperamos que la tasa de eficacia sea aún mayor, según los datos de tres semanas después de la segunda inmunización, cuando se logra la respuesta más fuerte y estable del cuerpo”, indicó Alexander Gintsburg, director del Instituto Gamaleya.

Días atrás, Rusia informó una eficacia del 92%, en base a 20 casos confirmados. La próxima publicación se hará cuando lleguen a 78 infecciones entre los participantes, y el reporte final se hará al culminar la fase 3.

40.000 voluntarios participan en el estudio posterior al registro de fase 3, doble ciego, aleatorizado y controlado con placebo de la vacuna. De los cuales más de 22.000 fueron vacunados con la primera dosis y más de 19.000 con la primera y segunda.

Te recomendamos leer

La fórmula puede distribuirse en forma liofilizada (seca), lo que requiere una refrigeración común, entre 2 y 8°C, una ventaja compartida con Oxford/Astrazeneca, mientras que las candidatas de Pfizer y Moderna, por su tipo de desarrollo, requieren una supercongelación que dificulta la logística. No obstante, la primera tanda de Sputnik todavía no contará con esa tecnología de deshidratación (disponible para febrero) y se conservará a 18 grados bajo cero hasta enero.

En cuanto a los plazos para su distribución, los responsables rusos informaron que los clientes que ya tienen un acuerdo podrán recibirla en enero, mientras que aquellos que todavía están en negociaciones podrían esperar las primeras tandas para marzo. Moscú apunta a producir más de 1.000 millones de dosis en el país y en el extranjero el próximo año a un costo de “menos de 10 dólares por dosis”.

Durante la cumbre del G20 del fin de semana pasado, el presidente ruso Vladimir Putin reiteró su planteo de poner a disposición la vacuna rusa para “los países que lo necesiten”.

La carrera por la vacuna (y su aplicación)

La Sputnik V a diferencia de sus competidoras, hizo el estudio en base a menos positivos analizados. Moderna publicó sus cifras preliminares con 95 infecciones (94,5%)Oxford/Astrazeneca con 130 (hasta 90%)Pfizer con 170 (95%). Las cuatro vacunas estarían listas para antes de fin de año.

A nivel mundial, la expectativa por la fórmula que le ponga fin a la pandemia es altísima. Por eso, el Gobierno nacional avanza con los protocolos y la planificación para arrancar con la aplicación de la vacuna en las próximas semanas. Además, se anunció que la Argentina producirá al menos 150 millones de dosis de la vacuna de Oxford/AstraZeneca.

Esta vacuna cuenta con una efectividad promedio del 70,4% y puede alcanzar el 90%. La encargada de elaborarla en el país será la compañía de biotecnología mAbxience. Será la vacuna más barata (US$ 4) y la más fácil de almacenar porque no necesita tanto frío.