De la promesa de campaña a la tormenta recesiva: la pobreza en la era Macri

El Canciller - Comentarios

“Les propongo Pobreza Cero en la Argentina”. La promesa de erradicar la pobreza fue uno de los pilares de campaña de Cambiemos para encarar las empinadas elecciones presidenciales de 2015.

Sin embargo, las escasas reservas que heredaron, la postergada lluvia de inversiones y los shocks externos que propinó el mercado internacional, atentaron directamente contra las ilusiones del Gobierno que prometió más de lo que cumplió.

Entonces, tanto la pobreza y la indigencia, como el resto de los indicadores que habían amagado a teñirse de color verde esperanza, comenzaron a deprimirse hasta alcanzar un rojo preocupante que arrastró consigo a la imagen positiva del primer empresario elegido presidente.

Primer informe: 2° trimestre de 2016

Luego de asumir el control del Gobierno en diciembre de 2015, Cambiemos retomó la difusión de las condiciones de vida desde el Indec, modificando la metodología de medición de la pobreza y la indigencia.

Tras una fuerte devaluación provocada por la liberación del dólar, el oficialismo divulgó su primer informe. El segundo trimestre de 2016 presentó, por ahora, sus peores registros, con una pobreza de 32,2% y una indigencia de 6,3%.


Segundo informe: 2° semestre de 2016

Retomando la medición semestral, la comparación respecto al primer informe era imposible. Sin embargo, la medición que abarcaba su primer año de gestión ya registraba una leve mejora.

A fuerza de un constante endeudamiento y con el envión de una gran cosecha de parte del sector agropecuario, la pobreza y la indigencia volvieron a bajar para alcanzar 30,3% y 6,1%, respectivamente.


Tercer informe: 1° semestre de 2017

Todavía en el sendero del endeudamiento y con la explotación de Vaca Muerta como bandera para la atracción de inversiones, el Gobierno encaró las elecciones legislativas de octubre de 2017 con un informe a medida.

Con una oposición atomizada y dispersa y una imagen oficial en pleno ascenso, Cambiemos mostró sus mejores números (28,6% de pobreza y 6,2% de indigencia) para convencer a su electorado a nivel federal.


Cuarto informe: 2° semestre de 2017

En el segundo semestre de 2017 se registró el último informe positivo del Indec respecto a las condiciones de vida. Sin que la reforma previsional y los bruscos aumentos tarifarios erosionaran todavía el poder adquisito real, Cambiemos logró reducir la pobreza hasta siete puntos porcentuales: 25,7%. La indigencia, por su parte, alcanzaba un 4,8%.

Sin embargo, la sequía del campo y los shocks externos comenzaban a preocupar a una Casa Rosada, que todavía no había sepultado el gradualismo.


Quinto informe: 1° semestre de 2018

Los bruscos aumentos en las tarifas de bienes y servicios, con la preocupante devaluación de una primera corrida cambiaria que le costó el puesto a Sturzenegger y acudiendo al FMI, el Gobierno encaró el año no electoral sin la fuerza de unas elecciones tan lejanas como nostálgicas.

Y aunque el último informe publicado por el Indec muestra un retroceso en la pobreza del 1,6% (27,3%) y en la indigencia del 0,1% (4,9%), Macri ya reconoció que el próximo informe (marzo de 2019) mostrará peores registros, ya que se verán reflejados los efectos de la corrida que elevó el dólar a $40 y los ajustes necesarios para alcanzar el equilibrio fiscal que ordenó Lagarde.