Combustibles: compensación (rechazada) y riesgo de desabastecimiento

Desde la Fecac advirtieron que el litro de nafta está casi $14 por debajo del "valor real".
El Canciller - Comentarios

Luego del congelamiento de precios de los combustibles, anunciado por el presidente Mauricio Macri como una de las medidas paliativas tras la dura derrota en las PASO, desde el sector de los estacioneros advierten que el importe está atrasado en el orden del 38% (unos $13,55 menos del valor actual del litro de nafta súper de YPF, que se toma de referencia en el sector) y que incluso hay riesgos de abastecimiento.

En este marco, Gabriel Bornoroni, presidente Federación de Expendedores de Combustibles y Afines (Fecac), advirtió el atraso en el orden del 38% y el hecho de que hay petroleras que dejaron de entregar combustibles. “El Gobierno sigue sosteniendo el congelamiento. Subsidió un 88% para las empresas productoras y un 12% para las provincias para seguir mantener este tope en los precios. El dólar estaba en $45,19 y el barril de crudo en $59. Después de este inconveniente en Arabia Saudita, el dólar se fue a $58,70 y el barril a $68,15”, explicó Bornoroni en diálogo con radio La Red.

“Miles de estaciones, especialmente en pueblos del interior, que brindan servicios sociales, si se quiere, como nafta para ambulancias, policía y bomberos, están desabastecidas desde hace cuatro días. Hemos hecho la denuncia en la secretaría de Energía porque queremos que empiecen las multas y que de una vez por todas entreguen el combustible. Lo tienen y no lo están entregando”, agregó.

Desde el 2016 hasta el congelamiento anunciado por Macri, las naftas acumulan un incremento de más del 160%. En 2016 fue del 31%, mismo valor que en 2017; en 2018 un 75%; y este año la suba, hasta la medida anunciada en agosto las petroleras ajustaron sus precios cinco veces:  la Premium acumuló una suba del 47,5%, la nafta común 51,7%, el gasoil Premium (G3) 60,9% y el común (G2) 65,7%.

El atraso también se debe a que este lunes, el crudo Brent, de referencia en Europa, aumentó casi un 20%, la mayor suba en los últimos 28 años, como consecuencia de ataques contra las principales refinerías de Arabia Saudita.

Este lunes, justamente, el Gobierno dispuso oficialmente las compensaciones a las empresas petroleras a través de una resolución de la Secretaría de Energía, donde se resolvió $116,1 por barril de petróleo entregado al mercado local durante septiembre. De acuerdo al Boletín Oficial, el 88% irá directamente a las compañías y lo restante a las provincias productoras.

Pero, para que la compensación se haga totalmente efectiva, tanto las firmas como las provincias deben renunciar al derecho de reclamar administrativa o judicialmente en un futuro. Vista Oil&Gas y los gobernadores de Río Negro y Nequén, ya lo rechazaron.

Más allá de esto, el Gobierno ratificó el congelamiento en los surtidores hasta el 12 de noviembre. El problema es que pasará al día siguiente: si los aumentos serán escalonados o de manera abrupta o si bien se prorroga el congelamiento hasta el 10 de diciembre.