Tras la derrota en Córdoba, se prepara el Gobierno para recibir el golpe de la capacidad instalada

El Canciller - Comentarios

Después de un resultado electoral con sabor amargo en uno de los distritos más importantes para el Gobierno nacional, la provincia de Córdoba, Cambiemos se prepara para recibir un nuevo golpe que saldrá del INDEC: el índice de capacidad instalada de la industria. El dato en febrero mostró los peores resultados desde 2002, según una recopilación que realizó la Unión Industrial Argentina.

Las principales espadas económicas del Gobierno, amparados en una mayor recaudación tributaria, consideraron en las últimas semanas que la crisis económica que comenzó luego del primer trimestre del año pasado ya tocó su piso y ahora, lentamente, despegará. En ese sentido, el INDEC difundirá esta tarde los datos de utilización de la capacidad instalada en la industria correspondientes a marzo último, que mide la proporción utilizada de la capacidad productiva del sector. El indicador está muy ligado al consumo interno, puesto que una gran parte de la industria está destinada al mercado local.

Según los últimos datos oficiales, la utilización de la capacidad instalada en la industria se ubicó en el 58,5% en febrero de 2019, nivel inferior al registrado en el mismo mes de 2018 (64,4%). Uno de los sectores más afectados fue el de la industria automotriz, que registró en febrero un nivel de utilización de la capacidad instalada de 42,1%, inferior al de febrero de 2018 (50,4%). Eso fue el resultado de, según el INDEC, “a la menor cantidad de unidades fabricadas por las terminales automotrices, como consecuencia fundamentalmente de la caída de las ventas en el mercado local”. El otro sector golpeado por la merma del consumo interno en el último bienio fue el textil. En febrero, las ventas de ese rubro cayeron un 12% anual, según consignó el último informe de CAME.

Los datos desde 2002 -cuando comenzó a medirse la capacidad instalada- los recopiló la Unión Industrial Argentina (UIA) de los informes que publicaba cada mes el Indec: desde julio de ese año, cuando dio 56,6%, que no se alcanzaban valores tan bajos en este indicador. El Indec tiene disponible en su página solo la serie desde enero 2016, cuando el nivel de era de 62,9%.

En base a los datos que difunda el Indec, se conocerá entonces si la economía sigue en caída o si, como señalan algunas autoridades del Gobierno, ya encontró su piso y se prepara para repuntar de cara a las elecciones presidenciales.