En medio de un esquema de seguridad reforzado y con un chaleco antibalas, el candidato presidencial favorito para ganar el ballottage de hoy, Bolsonaro, emitió su voto en medio de un clima de extrema confianza y expectativa por los resultados.

El candidato del Partido Social Liberal asistió a votar temprano y recibió el apoyo y aliento de una multitud, aunque evitó detenerse a hablar con sus seguidores y con la prensa.

Por otro lado, cerca del mediodía, el candidato Fernando Haddad emitió su voto en San Pablo. El petista asistió con su esposa Ana Estela y a la salida del lugar de votación habló con la prensa, indicando que "El sentimiento es de mucha esperanza y mucha confianza de que vamos a revertir el escenario".

El sucesor de Luiz Inácio Lula da Silva advirtió: "La nación está en riesgo, la democracia está en riesgo y las libertades individuales están en riesgo".