Hay pocas prendas de vestir que reflejen esta idea del marketing deportivo como las camisetas de fútbol. Desde los últimos años, ese espacio de promoción se encuentra sujeto a negociaciones contractuales con sponsors que se desviven por relacionar sus marcas con los equipos más generadores de riqueza de la Superliga. Por ese motivo, la previa del campeonato es el momento del tire y afloje entre los clubes y las firmas que los respaldan.

La curiosidad de las nuevas camisetas de los dos equipos más importantes del campeonato local, River y Boca, es que rompieron el acuerdo que venían respetando hace seis años: ambos clubes con el mismo sponsor, más conocido como contratos espejo.

River terminó saliendo con camiseta sin sponsor en el pecho, una decisión que no ocurre hace décadas. Y Boca cerró un acuerdo con Qatar Airways, actual sponsor de Roma y hasta hace poco tiempo del Barcelona. Los "millonarios” estrenaron camiseta en la segunda fecha de la Superliga, frente a Belgrano de Córdoba, y se encuentra a la venta desde el 16 de agosto. Contra todo pronóstico, parece que la ausencia de marcas en el pecho generó un gran incentivo en los hinchas para comprar la camiseta limpia de inscripciones.

River vs Boca: nuevas camisetas y un duelo de marketing con millones de dólares en juego

El diseño elegido fue en homenaje a la hinchada, y estuvo inspirado en las históricas cintas blancas y rojas que caen desde las tribunas del Monumental cuando la popular recibe a los jugadores. La promoción de la nueva camiseta estuvo a cargo de los mismos jugadores (Franco Armani, Lucas Martínez Quarta, Enzo Pérez y "Pity” Martínez, entre otros) y fue difundida en las redes sociales del club, en donde participaron en una producción fotográfica que se compartió con el hashtag #VengoPorLaCamiseta.

Boca, por su parte, apostó al mercado influencer y vistió con la nueva camiseta a la modelo Belén Chavanne, quien sorteó una nueva en su cuenta con una consigna sencilla, y compartió imágenes suyas con la prenda bajo el hashtag #EstoEsBoca.

River vs Boca: nuevas camisetas y un duelo de marketing con millones de dólares en juego

Hace algunos años, la carrera por los logros en los acuerdos comerciales corre paralelamente a la carrera deportiva. Este año, conocimos la historia de un equipo de la máxima categoría del fútbol austriaco, el Wolfsberger AC, cuyo logro mayor es haber obtenido el récord de publicidades en la camiseta, con un total de doce marcas que los acompañan para afrontar la temporada. El plantel profesional puede no ser el mejor futbolísticamente, pero lo que sí se destaca es su departamento de marketing, y eso parece ser, en el mundo actual, tan importante como lo primero.

Por ese motivo, no es casual que hace pocos meses la agencia Graphicunt lanzara una campaña sobre cómo serían las camisetas de los clubes más importantes del mundo si estuvieran fusionados con las multinacionales más ricas. Así, el Manchester United junto a Mc Donalds o Paris Saint Germain y Pepsi, entre otras, parecían duplas nacidas para un matrimonio por conveniencia en donde nadie pierde.

River vs Boca: nuevas camisetas y un duelo de marketing con millones de dólares en juego

Volviendo a River, Boca y el dilema de las camisetas sin sponsors, la ausencia de marca en el pecho armó revuelo en las redes sociales y las acusaciones hacia Boca no se hicieron esperar. Se extendió el rumor de que el equipo xeneize influyó para que Qatar Airways no firmara con su oponente, rompiendo el acuerdo de los contratos espejo que vienen manteniendo hace décadas. Los voceros boquenses se encargaron de desmentirlo, afirmando que la aerolínea estaba interesada en desembarcar en América Latina y que eligieron a Boca por ser uno de los clubes más importantes de la región.

River vs Boca: nuevas camisetas y un duelo de marketing con millones de dólares en juego

En cuanto a las indumentarias oficiales, tanto las alianzas de Boca con Nike -que viene desde 1992- y la de River con Adidas -que comenzó en 1982-, siguen siendo el aporte monetario más importantes de ambas instituciones. Todavía no se puede adivinar qué costo económico pagará River por esta decisión, o si aparecerá algún interesado en las próximas semanas.

River vs Boca: nuevas camisetas y un duelo de marketing con millones de dólares en juego

Boca, por su parte, parece conforme con su recorrido marketinero. Su primer sponsor, en 1983, fue "Vinos Maravilla”, una empresa que en aquel entonces pagaba el 90% de los sueldos del plantel profesional y que fue una de las primeras empresas que sintieron el efecto positivo de la publicidad en el fútbol. Hoy, parece impensado que una pequeña bodega pueda desembolsar el dinero que se maneja en la industria para apoyar a un equipo, pero es cierto que ahí comenzó lo que hoy se conoce como marketing deportivo, aunque en aquel momento no tenía nombre formal sino que alcanzaba con que ayudara a financiar los costos del club.