Con críticas al kirchnerismo, defiende Dietrich el desembarco de las aerolíneas low cost

El Canciller - Comentarios

En medio de varios escándalos por vuelos suspendidos, declaraciones polémicas de pilotos y aterrizajes de emergencia, el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, defendió el desembarco de aerolíneas low cost en Argentina. Al mismo tiempo, remarcó que el avión es el transporte al que el país debe apostar por encima de los trenes y los micros debido a las largas distancias y la baja densidad poblacional.

En la mesa de Mirtha Legrand, el funcionario fue consultado por varias irregularidades que sucedieron en el último tiempo en los vuelos de la empresa Flybondi. Dietrich respondió recordando el vuelo de Christine Lagarde en un avión de American Airlines cuando venía a Argentina, que debió ser interrumpido en el aire y postergó su llegada al país. El ministro afirmó que “los incidentes aéreos existen” y que lo importante es que los profesionales de las aerolíneas actúen correctamente en consecuencia, evitando que haya víctimas.

“Los incidentes aéreos existen; lo importante es que los profesionales sepan actuar en consecuencia”

En ese sentido, manifestó que el vuelo interrumpido de Flybondi fue igual al de uno vuelo parisino de una empresa de talla internacional y que las medidas adoptadas por los pilotos fueron las mismas. Además, al ser consultado sobre por qué los trenes no funcionan como en Europa, el funcionario remarcó que las distancias largas de Argentina hacen que el tren no sea un medio de transporte óptimo. “En Estados Unidos y Australia la gente viaja más en avión que en tren”, sostuvo.

Al mismo tiempo, expresó que Argentina debe apuntar a crear nuevas rutas aéreas y a aumentar la cantidad de aviones y vuelos. “El avión es un transporte barato. El cielo no requiere mantenimiento”, destacó.

“El avión es un transporte barato. El cielo no requiere mantenimiento”

Por último, Dietrich subrayó que si en los últimos tres gobiernos un empresario quería invertir 200 millones de dólares en una aerolínea, el kirchnerismo les negaba la oportunidad de funcionar porque sólo tenía permitido operar la empresa Aerolíneas Argentinas.