$123 millones, seis mil vecinos y 46 años de reclamos: una ruta que une a los bonaerenses

El Canciller - Comentarios

La provincia de Buenos Aires avanza con los trabajos en las obras públicas, después de un parate de al menos dos meses por la paralización que hubo en el sector a raíz de la causa de los cuadernos.

La reactivación llegó de la mano con una de las prioridades de la gobernación bonaerense: continuar con las obras para inaugurar rutas que unan a los vecinos del territorio, facilitar el traslado de los bonaerenses e incentivar el consumo.

En este contexto, se inauguró la ruta Ferré – Ascensión en la Provincia de Buenos Aires, después de 46 años de reclamos y pedidos de arreglos por parte de los vecinos del partido de Arenales.

La puesta en valor de la Ruta del Cereal tuvo una inversión de 123 millones de pesos y fue inaugurada, con asado y procesión religiosa incluida, por el Secretario General de la Provincia Fabián Perechodnik.

“No hay pueblos chicos, no hay pueblos pequeños, todos los pueblos son importantes y las necesidades de los vecinos de cada uno de los lugares son atendidas dentro de las posibilidades que tenemos”, expresó Perechodnik recordando la frase de la gobernadora María Eugenia Vidal.

Entre ambos pueblos, esta obra mejorará la rutina diaria de más de 6.000 bonaerenses. Ferre cuenta con 2.004 habitantes y Ascensión, 4.179.