Testigo de lujo: reaparece Aguad para interpretar los incentivos millonarios por el ARA San Juan

El Canciller - Comentarios

El ministro de Defensa, Oscar Aguad, supo quedar en el ojo de la tormenta apenas se supo que el submarino ARA San Juan estaba desaparecido en el Mar Argentino. Sin embargo, el funcionario supo esquivar las críticas y se mantuvo en el cargo a pesar de las críticas de los familiares y la “falta de experiencia” en el tema.

Un día después de que la Armada dieron por concluída la fase de rescate, Aguad re reunió por primera vez con las familias en un clima de extrema tensión: “Es su compromiso hacia el país y hacia esa gente. Son 44 que están dando la vida por usted y por todos. Y la obligación de usted, como la del señor Gonzalez [Gabriel, el jefe de la base, contacto directo con los familiares] era estar acá. A nosotros no nos sirve de nada que usted haya venido un día, el día 15 [de noviembre] y hoy. No nos sirve”, le dijo una familiar.

Aguad se convirtió en el filtro de las críticas que le lanzaban los familiares ante los nulos resultados de la búsqueda: el destinatario final era el mismo Macri. Fue el primer testigo al que convocó la jueza federal de Caleta Olivia, Marta Yañez. Mientras la Justicia todavía analiza la documentación que recabó en los cuatro allanamientos simultáneos en diversas dependencias de la base, la Armada (la cual depende del ministerio de Defensa) está sospechada.

Mientras se filtran constantemente documentos que echan por tierra la versión del Gobierno, en donde el submarino parece haber estado realizando misiones de espionaje frente a embarcaciones británicas y chinas, el funcionario salió a poner paños fríos. Descartó que el ARA San Juan haya recibido un ataque por parte de “otra embarcación” y que “si hay otro elemento desconocido, lo investigará la jueza Yañez”.

“El Milico”, como le suelen decir, apuntó contra los medios por deslizar que el navío estaba en una misión de espionaje: “Todo forma parte de un exceso de imaginación”. Ayer formó parte del tridente, junto al Presidente y a la vice Gabriela Michetti- que recibió a los 38 de los 44 familiares que pisaron la Casa Rosada en busca de respuestas. Según pudo saber elCanciller.com, los familiares se fueron con gusto a poco y a la expectativa de novedades en la búsqueda.

Recompensa millonaria

Aguad se reunió cara a cara con los familiares para profundizar los operativos sobre el sumbarino y sobre los cuatro millones de dólares que destinarán para la búsqueda internacional. De esta forma, el ministro de Defensa, algo expuesto y alejado del centro de escena, retomó el protagonismo e informó sobre la ampliación del presupuesto destinado a las tareas del navío argentino.