17/09/2019
Viernes 23 de Marzo de 2018 Entreselfies

"Hay periodistas que por sobre cobran $5 millones, el séxtuple de lo que gana Highton de Nolasco"

En las trasnoches de Radio Ciudad Franco Torchia transformó la aburrida monotonía de la AM en un espacio para abordar la diversidad sexual sin complejos ni solemnidades. En No se puede vivir del amor conviven el ‘trasherismo’ con entrevistas a personajes no frecuentes, todo desde su mirada.

Allí se sucedieron desde el ex presidente Carlos Menem, pasando por monseñor Héctor Aguer hasta la ministra de la Corte Suprema de Justicia Elena Highton de Nolasco. Sin embargo, Franco dice que su mayor placer son "las entrevistas por cinco pesos" porque para él "no hay nada más poderoso que la vida de una persona".

 

—¿Te animás a entrevistar a cualquiera o tenés algún prurito?
—Me costaba entrevistar a la gente que admiro. Santo Biasatti, que es alguien que me ha ayudado mucho, junto con su mujer, Carolina, me convencieron de lo contrario: hay que animarse. Él había entrevistado a uno de sus máximos ídolos: Rodolfo Walsh. Y uno de los artistas que más admiro es Leonardo Favio.

Trabajé en Clarín.com en 2008 justo cuando Favio estrenaba su última película, Aniceto. La prensa la hacía una amiga mía, Mercedes Solá, la hija de Felipe Solá, que al igual que otros políticos había puesto plata para que Favio terminará de filmar su película. La conferencia de Prensa fue en el ENERC. Favio tardó mucho en aparecer. Había móviles en vivo. Salió Hernán Piquín, salieron las dos bailarinas. Divinísimas. Favio se sienta y dice "buenas tardes, a la derecha está la estética, a la izquierda está la gente, y en el centro, Dios". Silencio absoluto. Era un viernes muy tarde, yo tenía un editor muy piola, Horacio Bilbao, y le dije "tenemos que sacar esto ahora con el textual de Favio". Y nadie había destacado esa frase, habían puesto otros títulos. Hoy no tendría problemas en hablar con él directamente, pero en ese momento no me animé.

—¿Qué significa para vos esa frase?
—Jejeje, bueno, en primer lugar su misticismo, pone a Dios en el centro, cosa que yo jamás haría, la estética es un fenómeno de la derecha porque la estética es ideológica, ¿pero por qué la ubica a la derecha, no? Es algo que me fui pensando, no es que automáticamente supe de qué se trataba. Su Perón, su película, la Sinfonía, es una elegía a la estética de los totalitarismos, es hipersentimental desde luego y muy tamizada. La estética todopoderosa, totalitaria, y eso es un poco de la derecha, si querés, hegemónica. El pueblo está a la izquierda. Y Dios que para Favio es una persona importante. Eso por un lado, pero también me pareció lindo cómo sonaba.

—¿Favio es el mejor de todos?
—Sí, sí. Favio es Eisenstein. Cada tanto vuelvo a ver Sinfonía de un sentimiento, la busco en la web. Mi fragmento favorito es la declaración de los derechos del trabajador con el audio original de Perón y Viva El Sol cantada por Jairo. La iconografía peronista, y tanta gente que la trabaja y que la recupera. Santoro, ese libro que se vende mucho para extranjeros con los afiches, que encima no pagás un sólo royalty. Juan Rey, un amigo, muy querido, que no tiene nada de peronista, es artista visual y tiene mucho libro peronista de aquel entonces porque poseen esa estética, que es la derecha, como dijo Favio.

Quizás sea citar algo sobresemantizado en este momento pero hay un trabajo de Beatriz Sarlo sobre Evita que para mí es fundante, que está en La Pasión y La Excepción, que es un gran libro, donde analiza la Evita de Jamandreu versus la Evita de Christian Dior: la estética es la derecha.

—¿Cómo era la relación de Evita con la comunidad homosexual de esa época?
—Era buena. En La Cabeza contra el Suelo, Paco Jamandreu cuenta que cuando la vestía, Evita le recomendaba "cuidate, estás haciendo cualquiera". Jamandreu se levantaba ya en aquel entonces en la década del '40, en Buenos Aires, a chicos de la calle, a trabajadores, digamos a lo que todavía no estaba nombrado como 'chongo'. Hay un ensayo de Juan José Sebreli, un ensayo del '97, en el que cuenta la historia -de hecho se llama Historia Secreta de la Homosexualidad en Buenos Aires- de sujetos que fueron catapultados en todo sentido. Se empieza a historizar más mucho más tarde.

—¿Cómo se dio la entrevista con Menem?
—En el caso de Menem, como otros personajes satánicos, me han traído, y nos traen como programa, grandes satisfacciones. Con Menem llegamos a una página del Diario El País. No entiendo a las personas que mueren por entrevistar presidentes o presidentas en ejercicio. Yo lo entrevisto en 2016, 17 años después de salirse del poder. Me parece que la diversidad sexual en la Argentina necesita una historia. Repensar los 10 años de menemismo vinculados a la diversidad sexual. Desde lo personal: si tuvo una relación con una persona trans o con una travesti. O repensarlo desde su gesto de haber inventado el INADI o de haberle dado la personería jurídica a la CHA.

Menem es infinitamente complejo. Yo me reconozco también como producto de esa década. Fue una tarde inolvidable. Estaba Zulemita, estaba Zulema, Alberto Kohan. No fui a buscar la nota que terminó dándome: esa es otra cuestión. No fui a que me diga: "Cristina mató a Néstor porque parece que le pegaba". Es una tangente que tomó él solo. Teníamos hasta hace poco la última nota a Menem y cuando lo daban por muerto siempre nos mirábamos con mi productora Romina Berkins y decíamos “tenemos la última nota”. Pero el otro día habló con la CNN y dijo esa maravilla de “en todos los gobiernos, salvo el mío, hubo corrupción”.

—Otra entrevista que resultó polémica fue la que le hiciste a monseñor Aguer.
—Lo que más me sorprendió de Héctor Aguer es que no sorprenda más. Es decir, no sorprende tanto como debería sorprender. Lo que hace Aguer en esa entrevista es leerme la catequesis. Aguer instrumenta una violenticísima violación de cualquier estado de Derecho, hace una sistemática apología del delito. Decir lo que él dice respecto de la diversidad sexual, por ejemplo, es violar las leyes vigentes.

Aguer llega con Duhalde en el '98. Es decir que está cumpliendo 20 años ganando el 80% de lo que gana un juez federal. Se llevó muy bien con todos. Con Duhalde, con Ruckauf, con Solá y con Scioli. Otros son más estrategas súper finos del discurso público, Bergoglio; no Aguer: Aguer te lee la catequesis.

No hay nada más poderoso que la vida de una persona: lo mejor que hice en mi vida fueron entrevistas por 5 pesos.

—Otra entrevista exótica para ese espacio fue la que le hiciste a Highton de Nolasco.
—En el programa de radio hice siempre diversidad sexual y hacer diversidad sexual es hacer feminismo. Esto me lo hizo notar el otro día Luciana Peker, no había reparado antes. El año pasado habíamos hecho a Dora Barrancos, habíamos hecho a Eva Giberti, hicimos, cuando quizás no era tan conocida en la Argentina, a Rita Segato, que es hoy la guionista de buena parte de los feminismos en la Argentina.

Bueno, nos pusimos a pensar en una mujer con rasgo institucional alto. No me interesaba entrevistar a María Eugenia Vidal y no me interesa entrevistar a Gabriela Michetti. Salió el nombre de Elena Highton de Nolasco y fuimos a por ella, abordándola desde la agenda de la Corte Suprema en relación a las violencias contra las mujeres. Me encontré una mujer súper lúcida. Tiene un discurso llano pero claramente también posee una ingeniería mental superior para comparar las leyes. Ella no se da cuenta pero me termina admitiendo que está a favor del aborto. Le pregunto "¿entonces las mujeres son dueñas de sus cuerpos?" y ella me responde que "se está por ver". Antes me había dicho que no se iba a expresar al respecto porque no le correspondía. Justo se habían dado a conocer los sueldos de la Corte Suprema y ella es la que más gana porque es la que tiene más antigüedad tiene. Me parece una vergüenza lo que ganan, la verdad: $380.000.

—¡Es un montón de plata!
—¡Pero en la Argentina hay periodistas que por sobre están haciendo $5 millones por mes! ¡Por sobres del Estado, con plata del Estado! Los periodistas de política y economía más importantes y más conocidos hacen el séxtuple de lo que gana Highton de Nolasco. Me parece una miseria lo que cobran. Yo hago el periodismo que hago porque desprecio el periodismo de política y economía. Su tosquedad, tan poco sofisticados en cuanto a sus procedimientos periodísticos. No son nada experimentales. Nunca. Incluso cuando creen ser experimentales.

No habría que generalizar pero voy a generalizar porque lamentablemente no vivimos de excepciones: la mayoría es hipercorrupta. Su tosquedad no permite el desarrollo de otras prácticas periodísticas. El periodismo macho, que es el que hacen ellos, que es el que corta el bacalao. Para mí no hay nada más poderoso que la vida de una persona, nada. Esa es la entrevista que hago. A mí me gustan las vidas de las personas: lo mejor que hice en mi vida fueron entrevistas por 5 pesos.



Cuestionario Flotante

1) ¿Qué cosa te olvidás de comprar cuando vas al supermercado?

—Edulcorante, siempre. En polvo, y lo uso para el licuado, no para el café.

2) Una ensalada ideal para acompañar el bife 

—Últimamente: zanahoria y huevo. Sólo oliva. Porque me desacostumbré a comprar aceto por Tomás (Balmaceda, su pareja).

3) ¿En qué juzgado te gustaría que caiga una causa tuya?

—Canicoba Corral, porque siempre adoré su apellido. Me parece lo máximo llamarse Canicoba Corral.

4) ¿Algo para recomendar en Netflix?

El Pasolini de Abel Ferrara, está, no es visto y está muy bien, me gustó mucho.

5) ¿De qué club sos hincha?

—Hincha de Estudiantes de La Plata, mi padre me hizo hincha porque somos de La Plata. Me llevó alguna vez a un partido siendo muy chiquito y me aburrí, la pasé mal, me angustie; él también. Y no sigo porque termina en tragedia...

6) ¿Qué personaje de Los Simpsons te llevarías a una isla desierta?

—Bart Simpson, sería bastante obvio decir Lisa porque es mi personaje favorito, pero Bart sería, creo, el amigo varón que no tuve cuando fui pibe. Sería mi aliado varón. Y más en una situación así.

7) Algo para recomendar en Spotify:

—Quizás yo estoy un poco contaminado porque conozco muchas personas que buscan en Spotify lo inhallable y lo encuentran. El primer disco de Los Rodríguez, que se llama Buena Suerte, y creo que es el mejor disco de Los Rodríguez.

8) ¿Si hubiera algo así como un placer culposo el tuyo cuál sería?

—Me da mucho placer desde hace muchos años mirar los domingos a la tarde el programa del Gremio de los Gastronómicos en Canal 26 conducido por Jorge Formento, que a mí me gusta mucho, que se llama UTHGRA Avanza (recientemente el mismo ganó un premio Martín Fierro digital).

9)  [Las preguntas suelen ser 10 pero el autor de la entrevista tuvo una laguna inexplicable, preguntando sólo 9: transformando el cuestionario fijo en más flotante aún.] 

10) ¿Cuál es el emoji que más usás?

Compartir en
["\/","seccion","nota","encuesta","opinion","autor","tag","buscar"]