Vino en lata: la estrategia de marketing para recuperar el consumo y competir con la cerveza

El Canciller - Comentarios

El vino podrá venderse en lata. La baja constante en el consumo per cápita hizo que el Instituto Nacional de Vitivinicultura aprobara una resolución para comercializar el producto en recipientes de acero inoxidable.

Según la disposición publicada en el Boletín Oficial, el volumen de cada envase no podrá superar los cincuenta litros y se permitirá la venta en un tamaño más chico- como una lata de cerveza- y también más económico.

La caída del consumo prendió la luz de alarma en el mundo vinícola y llevó a los especialistas a realizar diferentes pruebas para determinar si era posible llevar el vino a una lata. ¿Se adaptarán aquellos fanáticos de vino a dejar atrás la botella para comprar vino en un nuevo formato de envases?

En los primeros ocho meses del año, el consumo interno de vino en la Argentina cayó entre 3% y 4%

De acuerdo a los datos de la corporación, que reúne a bodegas y organismos públicos, en los primeros ocho meses del año, el consumo interno de vino en la Argentina cayó entre 3% y 4% comparado con el mismo período del año anterior.

El optimismo de recuperación en el área choca con la costumbre de tomar vino en botella. Por eso, los expertos reconocen que habrá un proceso de adaptación para que las personas compren vinos en lata.

El cambio de envase no alterará el sabor del vino. “Este tipo de recipiente permite mantener al vino bajo una atmósfera inerte, evitando alteraciones del mismo y conservando las características físico-químicas y organolépticas del producto original”, destacó la resolución firmada por el presidente del Instituto Nacional de Vitivinicultura, Carlos Raúl Tizio Mayer.