Un mes más de distanciamiento, controles a la circulación y caída en los contagios: el Gobierno establece una nueva fase para frenar al Covid

El anuncio implica la decimoctava prórroga de las medidas de restricción. Desde el primero de febrero comenzará la nueva fase.
El Canciller - Comentarios

Este viernes, el Gobierno extenderá el Distanciamiento Social Preventivo y Obligatorio (DISPO), que vence el domingo y durará todo febrero. Aunque en los últimos días disminuyeron los casos de coronavirus (entre el 12 y el 26 de enero bajaron un 42% a nivel nacional), hay temor a una nueva ola de contagios.

El nuevo decreto, que será la decimoctava prórroga, no tendría muchos cambios respecto al que firmó el presidente Alberto Fernández el pasado 21 de diciembre (DNU 1033/2020). El agregado que barajan es incluir una mención a la vuelta de las clases presenciales.

La apertura de las escuelas dependerá de la decisión de las provincias según la situación epidemiológica. La Ciudad es el primer distrito del país que retomaría la actividad presencial el 17 de febrero.

El transporte público tendrá un cronograma especial para el traslado de niños, padres y profesores a las escuelas. Foto NA JUAN VARGAS

El último reporte del Ministerio de Salud registró 9.471 casos positivos y 166 muertes. En total 47.601 murieron por el Covid a nivel nacional y 1.905.524 fueron los contagiados desde el comienzo de la pandemia. Mientras que hubo 1.693.146 pacientes recuperados y 164.777 son casos confirmados activos.

Se mantiene la Provincia de Buenos Aires a la cabeza con 794.572 contagiados, le sigue la Ciudad con 207.345 y Santa Fe con 204.463 casos.

Te recomendamos leer

Continúan los controles por distrito

Ante la imposibilidad de recibir 5 millones de vacunas Sputnik V este mes y truncarse los planes originales de la la campaña de vacunación, las medidas de cuidado continuarán. A su vez, cada provincia seguirá controlando las restricciones, como limitar los horarios de circulación y los cierres nocturnos, en base a la cantidad de casos que tenga.

La cartera de Salud estableció dos indicadores para limitar la circulación. Por un lado, un coeficiente de contagiados que debe comparar los contagios actuales con los de la última quincena, y la prohibición de circulación nocturna en las ciudades con más de 150 contagios cada 100.000 habitantes.

La restricción a la circulación nocturna redujo los contagios. Foto NA: JUAN VARGAS

En el caso de que los afectados por coronavirus superen el coeficiente y se registren más de 150 contagiados en una localidad con más de 100.000 habitantes, el gobernador deberá “dictar normas reglamentarias para limitar la circulación por horarios o por zonas”. Por ahora, la norma -dictada el ocho de enero- seguirá vigente.

Los límites a la restricción dieron buenos resultados en todos los distritos que los implementaron. Por eso, se analizará cómo avanzan los contagios antes del comienzo de las clases presenciales. Para el ministro de Salud porteño, Fernán Quirós, también la caída de casos responde a que quedaron atrás las fiestas de fin de año.