Se suma Pedro Sánchez al selecto club de los jóvenes líderes en el mundo

El Canciller - Comentarios

La ola de dirigentes jóvenes tocó definitivamente la puerta de la política en el mundo. Sucedió con Emmanuel Macron en Francia, quien asumió en el poder con tan solo 39 años, convirtiéndose automáticamente en el mandatario más joven en la historia de ese país.

Otro que sorprendió al mundo de la política con su corta edad fue Justin Trudeau, un político liberal canadiense que tomó el mando a sus 46 años. 

Ahora fue el turno de Pedro Sánchez, quien de un momento a otro debió suceder al destituido Mariano Rajoy de la Presidencia de España, después de que una contundente votación en el parlamento lo despidiera de su cargo arrastrado por causas de corrupción.

Macron es, sin dudas, el más poderoso de los que integran el selecto grupo del club de los jóvenes, al que también se suman Grecia, con Alexis Tsipras (42) y Bélgica, con Charles Michel (41).

Con promesas frescas y frente a gobiernos desgastados y envejecidos, las nuevas generaciones empiezan a pisar cada vez con más fuerza en el mundo entero, teniendo que lidiar con históricos dirigentes de peso y sus viejas recetas para gobernar.

Todos los flashes están depositados en España por estas horas. Es que, a sus 46 años, Sánchez se enfrenta a una situación sin precedentes en ese país del Viejo Continente, con solo 84 diputados socialistas de los 350 que tiene el Congreso y varios frentes abiertos en el país, como la crisis de Cataluña.

Según revelan los medios españoles, no es un hombre particularmente carismático, aunque sí con una fuerte presencia y con el guiño de todos sus pares. En 2016 se ganó el respeto de buena parte de los militantes de su Partido Socialista (PSOE) por oponerse a facilitar la investidura de Rajoy.

Bajo el apodo en la intimidad de “Pedro, el guapo”, fue el elegido por todos los independientes para asumir la difícil tarea momentánea de estar al mando de un país desconcertado por las causas de corrupción de un sinfín de funcionarios.

Casado y con dos hijas, el líder socialista reveló los primeros síntomas que tuvo para jugar en el barro de la política. “La política ya estaba en mi casa porque a mi madre, que no es militante, pero es más socialista que yo, y a mi padre, que sí es militante, les encantaba debatir en la sobremesa”, dijo en alguna ocasión.

Los líderes jóvenes en el mundo

Emmanuel Macron, 39 años

Justin Trudeau, 45 años

Alexis Tsipras, 42 años

Charles Michel, 41 años