Se sube Macri al reclamo por los extranjeros que cometen delitos y propone debatirlo en el Senado

El Canciller - Comentarios

En su visita a Córdoba, Mauricio Macri se subió al reclamo por los extranjeros que cometen delitos en el país y le abrió la puerta a un debate amplio para discutir reciprocidades con países limitrofes.

Con la venia del jefe del interbloque Argentina Federal, Miguel Ángel Pichetto, el Gobierno apunta a llevar al Congreso una modificación que regule con más dureza la ley migratoria. 

 

En sintonía con el oficialismo, y buscando quizás conquistar a un sector de la población, el senador fue quien reactivo el tema en la agenda luego de que cuatro inmigrantes residentes fueran detenidos por generar disturbios en las afueras del Congreso la tarde del debate por el Presupuesto 2019 en la Cámara Diputados.

Durante una conferencia de prensa en Río Cuarto, junto al ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica, y su par de Seguridad, Patricia Bullrich, Macri trazó una analogía con el debate por la legalización del aborto para “replantearnos lo que estamos haciendo“.

“Estoy de acuerdo con que tenemos que debatir el manejo migratorio. En esta Argentina que madura todo tiene que ser debatido. Debatir para ver cómo son las reciprocidades”, indicó el Presidente.

“Desde ese lugar tenemos que replantearnos qué es lo que estamos haciendo y poner como eje que queremos gente que venga con la vocación de trabajar, como nuestros abuelos cuando vinieron a este país a hacer su aporte, y tratar de protegernos frente a otros que vienen con otro tipo de intenciones y que realmente nos complican la existencia a todos y le dan un enorme trabajo a la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich”, concluyó.