Se alinea Marcos al optimismo de Macri, ratifica el rumbo y niega cambios de ministros

El Canciller - Comentarios

El anuncio del presidente Mauricio Macri del miércoles a la mañana generó el efecto contrario al que se esperaba. El dólar subió 7,5% y la realidad hiere al Gobierno: los mercados -aquel agente abstracto pero concreto cuando se trata de mover la economía- no confiaron en la palabra del primer mandatario argentino. Realzados por los clínicos del prime time, crecen los rumores de cambios en el Gabinete, pero sólo aparecen nombres a reemplazar y no nuevos jugadores. En Casa Rosada crece la incertidumbre y se acentúa el plan: más ajuste a cambio de la venia del FMI. El jefe de Gabinete, Marcos Peña, se mantiene firme y asegura que el rumbo es el correcto. “Esto no es un fracaso económico”, remarcó.

En diálogo con Marcelo Longobardi, Peña aseguró que Argentina “cayó un escalón en nivel de confianza”, pero remarcó que el Gobierno no tiene dudas de que puede cumplir con el plan financiero. En sintonía, y ante los rumores crecientes, negó que Macri vaya a hacer algún cambio en el Gabinete.

No es la solución del presidente cambiar el gabinete. No habrá cambios. No creemos que estemos ante un fracaso económico, ni mucho menos. El rumbo es el correcto. Hay indicadores de que ese fortalecimiento se está dando”, precisó. Longobardi, lejos de quedar conforme con las palabras del ministro, respondió: “Si esto no es un fracaso, se le parece mucho”.

Lejos del optimismo del ministro coordinador, las principales espadas de Macri admitieron el panorama complejo que atraviesa Argentina. La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, confesó que la jornada del miércoles fue “un día difícil” para el Gobierno. En la misma línea, la gobernadora María Eugenia Vidal remarcó que se vienen “meses difíciles” y el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, subrayó que que se endurecerán las metas fiscales para dar confianza a los mercados.

El mensaje que brindó ayer Macri y la respuesta en contramano del mercado dejó al Presidente en una posición vulnerable. Además, la negociación en tiempo récord con el FMI para adelantar los desembolsos de los dos años postelectorales generó cierta desconfianza. Más tarde, el organismo multilateral expresó que volvería a revisar el acuerdo con Argentina, pero no precisó detalles ni sugirió que adelantaría fondos. “Macri anunció un acuerdo político, de intención, que se tiene que trabajar a nivel técnico”, aclaró Peña.

El fracaso en la Argentina es que siendo uno de los países potencialmente más rico del mundo tiene un 30% de pobreza“. “Nosotros vemos esto como parte de un proceso de recuperación en un contexto de enorme dificultades estructurales”, agregó.

Otras declaraciones de Peña


“Creo que más allá de todos hay una demanda de mayores precisiones y de mayores realidades concretas que son las que vamos a ir produciendo a lo largo de los días”

“Estamos confiados de que esta crisis salimos fortalecidos de todos los desequilibrios estructurales”

“Fue una decisión del Presidente la de transmitir eso en forma directa y no a través de trascendidos. Es una decisión política que se toma y que se va a traducir en las próximas semanas con los detalles técnicos”