San Luis: juegan los Rodríguez Saá una “falsa interna” y buscan un nuevo candidato para 2023

El Canciller - Comentarios

La interna entre los hermanos puntanos parece estar a disposición de la estrategia provincial. Desde que Adolfo se postuló oficialmente a la gobernación de San Luis y su hermano dejó entrever que buscará su reelección, se especuló sobre una fractura real en el entramado familiar, aunque se parece más a una puja por negociaciones a futuro.

A pocos días de cumplirse dos meses desde que Alberto, actual gobernador de San Luis, reconoció que llevará la provincia a un mejor 2019, su hermano siguió los mismos pasos, aunque de manera oficial, con un discurso claramente antioficialista.

Sin embargo, la posibilidad de que ambos se presenten vaticina un escenario de triunfo para el dúo Rodríguez Saá en la gobernación.

El principal candidato opositor, Claudio Javier Poggi, actual senador provincial por Cambiemos y ex gobernador de San Luis entre los años 2011 y 2015, acomodado por los hermanos Rodríguez Saá, es el más afectado en esta sospechada interna fraternal.

Según la última encuesta que maneja el legislador puntano, los números lo dan como ganador con 34 puntos, muy por arriba del actual gobernador, que no llega al 29 por ciento y del Adolfo, que raspa los 27 puntos.

Pero justamente las “discrepancias” son las mismas que sitúan a los Rodríguez Saá como los ganadores, si se suma la intención de voto de ambos.

Al parecer y aunque Adolfo se mostró reticente a ir a las PASO -que tendrán lugar el domingo de Pascua- ambos podrían presentarse por separado y luego unirse para las generales, dejando así la gobernación en manos de quien fuera presidente de la Nación durante ocho días a fines de 2001.

Los sanluiseños tendrán sus elecciones generales el 16 de junio. Por eso, Alberto planea presentarse a nivel nacional con su partido Compromiso Federal en una interna con el kirchnerismo. Y el plazo para presentar la lista de precandidatos para las PASO presidenciales cierra el 22 de junio.

Las aspiraciones para el ejecutivo del gobernador no se relacionan tanto con tener bajo su mando el país, sino con generar mayor estructura para su provincia. Ya que, ante un inminente fracaso, reemplazaría a su hermano en el Senado.

La verdadera disputa familiar

El hijo de Alberto, que lleva su mismo nombre y es el actual secretario de la Gobernación pretende suceder a su tío en el año 2023. Pero al parecer no estaría solo en ese camino. La flamante esposa del ex presidente de la nación, Gisela Vartalitis, podría tener las mismas aspiraciones que su sobrino político.

Vartalitis, que se casó con Adolfo en 2017 y apareció junto a su marido en la presentación oficial de su candidatura a gobernador, fue la primera en pedir la renuncia de la por entonces ministra de Educación de San Luis que se filmó bajo los efectos de la marihuana en Holanda.

Quizás la pelea entre los hermanos no tenga que ver con una interna propia, sino que se relaciona con la interna a futuro entre Alberto JR y la esposa del actual senador, que en su ceremonia de casamiento, eligió al actual gobernador como el padrino de bodas.