Salmón o lomo, $1,5 millones y 200 invitados: la ostentosa fiesta por los 51 años de Chiqui Tapia

El Canciller - Comentarios

“Se juega el superclásico”. A Claudio Tapia lo desbordaba el conflicto con Utedyc, el gremio que agrupa a los trabajadores de los clubes y amenazaban con paralizar la fecha en la que se enfrentarán Boca y River. Su frase desactivó los rumores sobre una posible suspensión de la fecha de la Superliga.

Sin embargo, lejos del conflicto, la tarjeta de invitación por los 51 de Chiqui llegó a tiempo a la casa de los más de 200 invitados. El cumpleaños del mandamás de la AFA no se posterga por nada: el festejo será mañana en el exclusivo hotel Sofitel Cardales, un cinco estrellas y escenario célebre del Círculo Rojo para reuniones y eventos.

Tapia con Ulises, en su anterior cumpleaños número 50.

Según se pudo saber, el encuentro será en el salón Le Dome, a varios metros del centro del hotel, con la idea de que los invitados no tengan que estar con las personas que se alojen en el lugar. A su vez, una enorme terraza estará habilitada si el clima lo permite.

¿El menú? Habrá una entrada para “picar” en la recepción y luego el plato principal será lomo o salmón. Después, entrada la madrugada, será el turno del postre. Además, habrá dos barras para poder elegir los tragos a gusto y vinos con bodegas exclusivas.

La tarjeta de invitación. Foto de Infobae.

La fiesta, claro, no será gratis. Todo lo contrario: costará 1,5 millones de pesos. Según precisó Infobae, el desembolso del dinero se hizo desde su cuenta bancaria y otra parta a través de una empresa que tiene los derechos de TV del futsal en la Argentina.

La celebración durará al menos seis horas y tendrá la participación especial de Ulises Bueno, íntimo amigo del presidente de la AFA. Entre los invitados, en tanto, habrá una decena de dirigentes del ascenso, mientras que entre los clubes grandes el que confirmó su presencia es Víctor Blanco, presidente de Racing.

El salón Le Mode del complejo donde se realizará la fiesta.

¿Daniel Angelici? Las diferencias que se originaron en el Mundial de Rusia y se intensificaron en estos últimos meses alejaría la posibilidad de que el presidente de Boca diga presente. En tanto, no les llegó la tarjeta de invitación a Rodolfo D´Onofrio (River) ni a Matías Lammens (San Lorenzo), ambos enemistados con la cúpula de la AFA.

En el hotel informaron que fueron pocas las habitaciones reservadas entre los invitados que podrían elegir pasar la noche para evitar el regreso en horas de la madrugada. Está todo listo y Chiqui Tapia se pone el traje para celebrar su cumpleaños número 51. ¿Habrá fotos de la fiesta?