Sacrifica el Gobierno $6.000 millones en busca de desactivar el paro nacional de 25-J

El Canciller - Comentarios

El Gobierno busca frenar el paro general de la CGT. Hoy, el Ejecutivo terminó por habilitarle el envío de los fondos por las obras sociales por un total de $6.000 millones, que la central obrera reclamaba. El decreto se da en medio de las negociaciones por la huelga general anunciada para el lunes que viene.

En Casa Rosada se encuentran en una encerrona desde que comenzó la crisis cambiaria. Los salarios se congelaron al 15% y el combo inflación más devaluación golpea a los asalariados. Con esa bandera y con la vuelta del Fondo, la CGT, después de que las bases y la situación llegué al límite, se plantó y el martes pasado decretó el paro sin movilización.  El gobierno como una señal también subió el techo salarial un 5% previa a la revisión de paritarias, pero tampoco alcanzó.

Hoy anunciaron que suman al reclamo el Movimiento de Acción Sindical Argentino (MASA), liderado por el taxista Omar Viviani y el ferroviario Sergio Sasia. El lunes promete ser un día complicado para el gobierno.

Por eso busca frenar el impacto negativo que le causará la medida. En ese sentido, Según Ecolatina, caerá 3% este año el poder adquisitivo de los asalariados registrados y 5% para los que están negro.

Por otro lado, Hugo Moyano juntos a los CTA, dentro de la multisectorial 21-F, también le hacen frente en la calle al Ejecutivo. El 14 pasado Camioneros realizó el paro junto a los maestros, en ese sector la lucha ya comenzó y prometieron continuar. Moyano reclama un 27% de aumento salarial que hoy, después de la última alza del dólar parece que se quedó corto, porque ya proyectan una inflación de un 30%. Ante esto, el Gobierno intenta que la pulseada salarial no pase a un plan de lucha en la calle.