“Dificultades económicas y sociales complejas”: qué dijo la misión del FMI luego de su visita al país

La comitiva mantuvo reuniones con funcionarios, empresarios y sindicalistas. Volverán a mediados de noviembre.
El Canciller - Comentarios

Argentina enfrenta dificultades económicas y sociales complejas, en el contexto de una crisis de salud sin precedentes”, señaló el comunicado de la misión del FMI luego de su paso por nuestro país.

La comitiva integrada por Julie Kozack y Luis Cubbedu advirtió: “La profunda recesión ha provocado un aumento de los ya elevados niveles de pobreza y desempleo, cuyos efectos se ven agravados por importantes presiones en el mercado cambiario”.

“Estos son desafíos excepcionalmente difíciles sin soluciones fáciles”, reconoció el organismo, que consideró necesario “un conjunto comprensivo de políticas podría respaldar el restablecimiento de la confianza, pero deberá ser apropiadamente calibrado para fomentar la recuperación económica y asegurar la estabilidad macroeconómica”.

“El equipo pudo adquirir una comprensión más profundizada de los planes de políticas de las autoridades para estabilizar la economía y ponerla en una senda de crecimiento más sostenible y uniforme”, analizó la declaración.

En un guiño claro al Ejecutivo, el texto destaca: “Compartimos el compromiso de las autoridades con políticas que aseguren una consolidación fiscal favorable al crecimiento y al mismo tiempo protejan a los más vulnerables, permitan una reducción gradual de la inflación e impulsen la creación de empleo, la inversión y las exportaciones”.

El comunicado anticipó que el personal del FMI regresará a Buenos Aires a mediados de noviembre “para iniciar discusiones sobre un nuevo programa” y ratificó que el organismo “seguirá colaborando estrechamente con las autoridades argentinas”.

Durante su visita al país la semana pasada, los integrantes de la misión del Fondo mantuvieron encuentros con funcionarios como Martín Guzmán, Sergio Chodos y Miguel Pesce, al igual que con la UIA, el Consejo Agroindustrial y la CGT. En simultaneo a la presencia de los enviados del organismo en el país, el dólar blue alcanzó un récord de $167 y la brecha cambiaria llegó hasta el 104%.

Respecto de las posibilidades de entendimiento entre el gobierno argentino y el organismo, el representante argentino ante el FMI, Sergio Chodos, consideró que hay una situación “inédita” donde “estamos los dos constreñidos por un problema común” y “también influyen todas las circunstancias globales”. “Diría que más que constreñido, (el Fondo) está obligado a pensar “outside of the box” (fuera de la caja)”, reflexionó el funcionario.