Prisión domiciliaria e informe trimestral: frena la CIDH las medidas de la Justicia contra Sala

La Corte Interamericana resolvió que la dirigente política vuelva a su domicilio. Además, ordenó al Estado argentino que presente periódicamente un escrito en el que detalle la situación de la líder de Túpac Amaru.
El Canciller - Comentarios

La Corte Interamericana de Derechos Humanos -CIDH- resolvió en contra de las medidas adoptadas por Estado argentino en el caso de la detención de Milagro Sala. El organismo internacional dispuso que dirigente política abandone el penal de Alto Comedero de Jujuy y vuelva a su domicilio bajo prisión preventiva.

Asimismo, la Corte que preside Roberto F. Caldas ordenó al Estado argentino la entrega de un informe trimestral que detalle “las medidas de protección que sean necesarias y efectivas para garantizar la vida, integridad personal y salud de la señora Milagro Sala”. El primer escrito debe ser presentado a más tardar el 15 de diciembre.

Las resoluciones de la CIDH son de carácter vinculante al tratarse de un organismo contemplado en los Tratados Internacionales de Derechos Humanos que están adheridos a la Constitución Nacional.

La Corte Interamericana dispuso estas medidas luego de haber considerado, el 3 de noviembre del presente año, que las cautelares a favor de la líder de Túpac Amaru se encontraban incumplidas. “La situación actual de Milagro Sala cumple con los requisitos de extrema gravedad, urgencia y riesgo de daño irreparable previstos en el artículo 63.2 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos para el otorgamiento de medidas provisionales”, había resuelto la Corte.

“La situación actual de Milagro Sala cumple con los requisitos de extrema gravedad, urgencia y riesgo de daño irreparable”

La resolución de la CIDH