Presionados por el bono de Macri a los estatales, postergan Mariu y Larreta su definición

El Canciller - Comentarios

La decisión del Gobierno nacional de otorgar un plus de fin de año a los empleados estatales abrió la puerta al reclamo de los trabajadores de las provincias y municipios para recibir una compensación salarial. En ese marco, la gobernadora de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, y el jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, quedaron en el centro de las miradas, aunque por el momento postergan una definición.

Las administraciones de Vidal y Rodríguez Larreta patearon la discusión para diciembre y afirmaron que el mes que viene tomarán una decisión. Este lunes, la Casa Rosada cerró con UPCN un acuerdo por un plus de $5.000 en diciembre y un aumento del 10% en dos cuotas a cobrar en los primeros meses de 2019. La medida abarca a 210.000 empleados públicos. Las cuatro fuerzas de seguridad recibirán una compensación similar.

Este martes, el ministro de Asuntos Públicos bonaerense, Federico Suárez, aseguró que aún “es muy prematuro” para saber si la provincia está en condiciones de pagar un bono de fin de año. “La firma del decreto del bono es muy reciente; es muy prematuro el tiempo para definirlo a nivel provincial: si bien el impacto de este bono sería en 2018, las provincias necesitamos un tiempo prudencial para evaluar las posibilidades y ser serios”, señaló en declaraciones a radio Milenium.

En la Ciudad, en tanto, ya recibieron el reclamo de los estatales a través del gremio comandado por Amadeo Genta. Según publicó El Cronista, la cuestión se definirá en diciembre para ver cómo cerró la negociación salarial. De todas formas, el gobierno de Rodríguez Larreta que el aumento en la Ciudad fue del 30%, el doble de la Nación.

La situación en las provincias

En Córdoba, el gobernador Juan Schiaretti comenzó este martes una negociación con los trabajadores provinciales, que este año recibieron un 32% de aumento salarial. Está en análisis la posibilidad de ofrecer a los gremios un bono o una suba porcentual.

En tanto, cinco provincias anunciaron que superarán los $5.000 que dará la Nación. Santiago del Estero y La Rioja darán un bono de $10.000, mientras que La Pampa y Tierra del Fuego otorgarán $6.000. Por su parte, San Luis pagará bonos de $2.000 hasta marzo próximo, y Santa Fe y San Juan ajustarán por inflación. Por ahora, Chubut, Salta, Santa Cruz y Chaco lo descartaron.

De las otras administraciones de Cambiemos, el gobernador de Jujuy, Gerardo Morales, sostuvo que no otorgará un bono. Por su parte, el también radical de Corrientes, Gustavo Valdés, dijo que analizará la posibilidad, pero recordó que su provincia es de las “más pobres del norte”.