Presiona Dujovne a las provincias y limita a los gobernadores peronistas con un recorte de fondos

El Canciller - Comentarios

El ministro de Economía, Nicolás Dujovne, prepara una jugada política que puede salpicar a muchas provincias y enemistar al Gobierno con los gobernadores en el marco de un año clave en el que el oficialismo busca sumar adhesiones para preparar su plataforma electoral e ir en busca de la reelección en el 2019.

Una de las premisas del Gobierno para este año es acomodar los números de la economía y avanzar hacia la reducción del déficit. Para eso, el titular de la cartera económica puso el foco en los fondos de coparticipación y busca eliminar el pago de competencias transferidas que estaba a cargo de Nación.

Las medidas que pretende implementar Dujovne, sin embargo, no implicarían un freno en las obligaciones del Gobierno de cumplir con la Ley de Coparticipación y girar los fondos correspondientes a cada una de las provincias. Pero si pone en riesgo algunos giros extras previstos como a la provincia de Buenos Aires.

Incluso, según revela el sitio La Política Online, no habría anuncios oficiales ya que en la Casa Rosada buscan evitar la notoriedad pública del recorte que se haría en algunas provincias del país.

Tierra del Fuego (Rosana Bertone), Catamarca (Lucía Corpacci), Formosa (Gildo Insfrán) son las provincias que mayor ayuda reciben de la Nación y, en consecuencia, serían los más perjudicados, aunque se desconoce cuánto sería el monto exacto del recorte a cada uno de los gobernadores.

La Pampa, por otra parte, no sufriría de lleno el impacto de la medida del ministro de Economía, ya que desde hace un tiempo mantiene una disputa con la Nación por el conflicto con las jubilaciones y no recibe dinero extra de Coparticipación.

En este contexto, el Gobierno sabe que con el recorte previsto para las provincias puede causar resquemor con los mandatarios, en una fecha clave para evitar peleas de cara al operativo reelección que lleva adelante Cambiemos. Incluso, temen que genere malestar de cara a meses clave para avanzar con leyes (necesitan el apoyo de los senadores provinciales) como la reforma laboral y política.

Sin embargo, los funcionarios del macrismo consideran que el recorte de los fondos es la única manera posible de frenar la toma de deuda y controlar el déficit.