Preocupación de los economistas por el dólar y una inflación que podría alcanzar el 40%

El Canciller - Comentarios

Alarma y preocupación. Los dos conceptos que repiten los economistas en los medios sacude la tranquilidad de los argentinos. En medio de un contexto complejo, con la crisis turca y las complicaciones en Brasil, la Argentina es víctima de sus propias falencias y sufrió un nuevo golpe en el mercado cambiario. El dólar pasó este mediodía la barrera de los $32 y finalizó la jornada a $31,90, después de que el Banco Central repitiera la vieja receta de salir a a vender más de 200 millones de dólares.

¿Habrá luz al final del tunel en la city porteña? ¿Podrá Luis Caputo (titular del BCRA) calmar a los mercados con su estrategia? Por el momento, las pizarras con el dólar por las nubes reflejan la preocupación que hay en la sociedad, sumado a las perspecticas de los economistas que no auguran un fin de año auspicioso.

El dólar superó los $32,10, pero terminó la jornada a $31,90

La plaza no esta equilibrada, la demanda está superando ampliamente la oferta y eso hace que se convaliden cada vez mayores precios”, dice Gustavo Ber, del Estudio Ber, según cuenta el diario Clarín. “La única oferta es la del Central que interviene de manera intermitente y eso genera mucha confusión en los agentes económicos. El aumento del tipo de cambio está siendo caótico”, agrega. Para llegar al equilibro, Ber indica que “hace falta recomponer la confianza o conseguir nuevos fondos”  

La estimación de los analistas es que para el año próximo faltan cubrir entre US$ 7.500 y US$ 10.000 millones, una cifra no demasiada alta según las posibilidades del mercado argentino.

Por su parte, Alejandro Bianchi, gerente de inversiones de Invertironline, cree  el tipo de cambio de convertibilidad está en la zona de $ 36. “Todavía hay un 13% adicional de suba para el dólar, con lo cual sigue habiendo un poco de presión. Yo creo que va a ir a la zona de $ 36 de aquí a diciembre”, anticipa, lo que dispararía aún más la inflación y provocaría un aumento en los precios.



La opinión de los economistas en Twitter