Pichetto: “Argentina debería tener un rol más cercano a Estados Unidos que a China”

El Canciller - Comentarios

En la entrevista exclusiva que le brindó a ElCanciller.com, el senador nacional y presidente del bloque de Argentina Federal, Miguel Ángel Pichetto, dio algunas definiciones de política internacional y del rol que Argentina debe jugar en el esquema mundial. Citando a Juan Domingo Perón, remarcó que “la política internacional es la más importante de las políticas”.

En esta segunda parte de la entrevista, se consignan las respuestas del senador sobre temas como el avance de las derechas en el mundo, la diplomacia ejercida por el presidente Mauricio Macri, la guerra comercial entre Estados Unidos y China, la posición estratégica que debe acuñar la Argentina y la situación venezolana.

—Suele dar definiciones de cómo debería pararse la Argentina en los conflictos internacionales y manifestó que estos problemas faltan en la discusión política nacional…
—Hay una gran ignorancia de lo que significa la política internacional, que Perón decía era la más importante de las políticas. Un desconocimiento profundo, casi analfabetismo. El debate en la Argentina atrasa. La construcción de los 70′ en términos culturales e ideológicos sigue gravitando en el escenario político. Se discuten cosas que en el mundo no se discuten. Hace poco escuché a la expresidenta hablar del consenso de Washington. Eso es de la década del 90, ya pasó. Hoy el mundo discute cómo se cierra y cuida sus fronteras, cómo reestructura la relación con otros países más pobres que le mandan inmigrantes para que se haga cargo. Es un mundo más cerrado,egoísta e injusto. Acaban de terminar las elecciones europeas y ganó la extrema derecha en Francia con Le Pen y en Italia con Matteo Salvini. Hay cuestiones que están implícitas: los derechos humanos son una bandera de todos los sectores democráticos. Nadie tiene que bajar línea con ese tema. No hay que olvidar, pero hay que mirar la Argentina para adelante.

—¿Por qué considera correcta la diplomacia de Macri?
Porque volvió a la diplomacia tradicional argentina, desde el punto de vista de las relaciones con Europa Occidental y Estados Unidos. No una democracia marginal ligada a China y al conflicto de Medio Oriente y a la relación con países como Irán. Es correcta también en el sentido de mantener un punto de equilibrio inteligente entre Estados Unidos y China. Creo, igualmente, que con China hay algunos perfiles que corregir porque rige un esquema muy predador en términos del ingreso de producción china de bajo valor que destruye la industria argentina.

—China y Estados Unidos están imponiendo trabas a otros países por acercarse al rival.
—Hoy hay guerra fría, lo dijo el vicepresidente Mike Pence.

—¿Qué tiene que hacer la Argentina frente a ese conflicto?
—Jugar un papel más cercano a Estados Unidos. Sin tener por qué romper con China ya que es un comprador de productos agropecuarios y futuro comprador de ganado. Pero hay que lograr venderle productos industrializados a los chinos para corregir la asimetría en el comercio que hoy representa un déficit de seis mil millones de dólares para nuestro país.

—¿Cómo ve la situación venezolana y qué opina de una posible intervención militar estadounidense?
—En Venezuela hay una catástrofe humanitaria: intervención de la policía secreta cubana, torturas, secuestros, pérdida de libertades, siete millones de venezolanos que se fueron del país y un promedio salarial de 20 dólares. La intervención militar en Venezuela sería algo no deseado. Creo que hay formas de producir aislamiento o bloqueo económico y financiero, medidas que aún no se tomaron: la OEA tiene una posición pero la de Naciones Unidas no es tan clara, todavía Estados Unidos no fijó un bloqueo total, en Argentina hay que intervenir fondos que tienen PDVSA. Es necesario imponer todas las restricciones que ese régimen sangriento se merece para que el proceso de Maduro se termine. Si el régimen sigue matando gente, en algún momento Naciones Unidas y la OEA tendrán que hacer un análisis en el que se puede definir otro marco de decisiones. Lo ideal es que el pueblo venezolano y parte de las Fuerzas Armadas puedan producir un cambio.