15/07/2019
Martes 02 de Julio de 2019 Deportes

Cuatro derrotas, un empate y ningún gol: Brasil, el karma de Messi

Lionel Messi no pudo cortar la racha negativa que tiene ante la selección brasileña. Pese a que mostró su mejor nivel con el equipo nacional en mucho tiempo, volvió a ser derrotado por la Verdeamarelha: en cinco partidos oficiales disputados, perdió cuatro veces, empató una y no le marcó ningún gol.

La primera, y quizás la más recordada hasta hoy, fue la derrota por 3-0 en la final de la Copa América 2007, en Venezuela. En aquella ocasión, el conjunto albiceleste había arribado a la definición gracias al rosarino, que en las semifinales contra México convirtió un gol antológico, de emboquillada ante la salida del arquero. Sin embargo, en el partido decisivo no pudo hacer nada para torcer la historia.

Dos años después, por las Eliminatorias para el Mundial de Sudáfrica, Brasil venció por 3-1 a Argentina, en el estadio de Rosario Central. La caída caló hondo en el seno del seleccionado -dirigido por Diego Maradona- ya que dejó al equipo al borde del repechaje, el que finalmente evitó con el recordado gol de Martín Palermo a Perú en el Monumental. Un año antes, por la misma eliminatoria, el clásico había terminado en un aburrido 0-0: Alfio Basile era el entrenador, pero Messi también se vio inhibido.

El último partido oficial entre ambas selecciones fue el 10 de noviembre del 2016. Por las Eliminatorias para el Mundial de Rusia, el elenco de Edgardo Bauza cayó sin atenuantes, ante un Brasil que ya tenía como entrenador a Tité y contó con una gran actuación de Neymar. 

El astro argentino llegaba a las semifinales de la Copa América tras haber mostrado un rendimiento deslucido en todo el torneo. Sin embargo, en el Mineirao de Belo Horizonte fue el jugador más determinante de Argentina, como no pasaba desde -quizás- el triunfo contra Nigeria en la fase de grupos del Mundial. Desde que el equipo local hizo el primer gol del encuentro, se puso el equipo al hombro. Entre el palo y Alisson le ahogaron el grito. Pero se volvió a ir con las manos vacías. 

Messi sí obtuvo triunfos ante Brasil de manera oficial, pero no con la Selección Mayor: lo venció por 2-1 en las semifinales del Mundial de Holanda Sub 20 (2005), donde convirtió un golazo; y por 3-0 en los Juegos Olímpicos de 2008, con el equipo Sub 23.

Compartir en
["\/","seccion","nota","encuesta","opinion","autor","tag","buscar"]