26/06/2019
Sábado 06 de Abril de 2019 Internacional

Se suma Macron a la presión de Trump contra Theresa May y pone en peligro el Brexit

Luego de que Theresa May pidiera un nuevo aplazamiento para definir la situación del Brexit, Emmanuel Macrón emuló la postura de Donald Trump y le marcó la cancha a la primera ministra al exigirle que termine con la incertidumbre y decida rápidamente el futuro del país.

El retiro de Gran Bretaña de la Unión Europea, que estaba previsto para el 29 de marzo de este año, ahora pende de un hilo, después de que el Parlamento no consiguiera ponerse de acuerdo sobre un plan de salida. Por este motivo, la premier solicitó una prórroga hasta el 30 de junio para emitir una postura definitiva.

La presidencia francesa, que había considerado prematuro que Londres pidiera otro aplazamiento sin contar con un plan claro, extremó sus cuestionamientos hacia la investidura de May. "Es hora de que esta situación acabe. Es importante que nos señalen muy rápidamente cómo pretenden salir de esta crisis", afirmó el ministro de Relaciones Exteriores francés, y añadió: "La Unión Europea no puede estar permanentemete agotada por los vaivenes de la política interior británica".

Un par de meses atrás, Trump había presionado a la primera ministra para que renegociara el acuerdo establecido con el bloque, en sintonía con el Parlamento del Reino Unido. El presidente de la Fed -Reserva Federal de Estados Unidos-, Jerome Powell, advirtió que se encontraba vigilando cuidadosamente la situación del Brexit, el cual si no se concreta derivaría en posibles disrupciones económicas.

Respecto al acuerdo que selló con la Unión Europea, May recibió cuestionamientos desde ambos lados de la disputa. Para los diputados que buscan que el Reino Unido se escape de la Unión Europea luego de 45 años de integración, el convenio firmado hace concesiones inaceptables al bloque. Por su parte, los proeuropeos ven en el contrato de salida condiciones peores a las que tiene el país actualmente.

El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, ya advirtió que si el acuerdo no es aprobado antes del 12 de abril, Londres solo podrá optar por una salida brutal o por una larga prórroga que la UE acompañaría con condicionamientos. 

En medio de la inquietud imperante, uno de los partidarios del Brexit, Jacob Rees-Mogg, llamó a ser "tan difíciles como sea posible" si permanecen en Europa y echó más leña al fuego. "Podríamos vetar cualquier aumento del presupuesto europeo, obstruir el supuesto ejército de la UE y bloquear los planes integracionistas de Emmanuel Macron", manifestó. 

Compartir en
["\/","seccion","nota","encuesta","opinion","autor","tag","buscar"]