Mar del Plata, una escala crucial para Macri y CFK

La ciudad balnearia será escenario de algo impensado desde las elecciones del 2015: esta tarde "coincidirán el presidente Mauricio Macri y la ex presidenta Cristina Kirchner con tres horas de diferencia.
El Canciller - Comentarios

La polarización se apodera de Mar del Plata. Mauricio Macri y Cristina Kirchner coincidirán en la ciudad balnearia bonaerense. Los motivos, aunque antagónicos, tienen una fuerte coincidencia: ambos posan la mirada sobre 22-O, y salen a cazar votos. El presidente en un hotel con el “círculo rojo” y Cristina en una barriada de la periferia marplatense. La “grieta”, un terreno donde ambos se sienten cómodos.

Por un lado, el presidente Mauricio Macri pondrá el broche de oro al Coloquio IDEA. Allí a las 17.45, en el Hotel Sheraton, brindará el cierre, ya en la fase de mayor mimetización entre el Gobierno y el establishment. ¿El leimotiv? “TransformandoNOS para el futuro que soñamos”. Mientras que la ex presidenta  pasó la noche en el hotel del gremio de la industria láctea (ATILRA) y tiene agendado desembarcar a las 15 en el barrio Malvinas Argentinas, en dónde hará foco sobre los efectos perjudiciales de la “Economía M”. Tendrán un rol protagónico en la ciudad balnearia con tres horas de diferencia.  Ayer, Marcos Peña y María Eugenia Vidal habían pasado por el mismo barrio. Demasiadas coincidencias.

Cristina Kirchner tiene un interés especial en Mar del Plata: forma parte del “interior” de la Provincia, un terreno árido que no la acompañó en votos. Junto a La Plata (otra ciudad en la que no ganó Unidad Ciudadana), son dos urbes con muchísimos sufragios para cosechar. En las PASO, quedó bien definido qué sectores de la Provincia apoyan a Cambiemos y cuales apoyan a CFK. Mientras que la ex presidenta se hizo fuerte en el conurbano, Esteban Bullrich la derrotó por más de 400 mil votos en el “interior” de Buenos Aires, “Mardel” incluída en dónde cayó por 20 mil votos de diferencia.

Ayer, Marcos Peña y María Eugenia Vidal habían pasado por el mismo barrio. Demasiadas coincidencias. 

El encuentro por excelencia del “círculo rojo”, contó con la presencia de la plana mayor del Gobierno. Fueron desde el jefe de Gabinete Marcos Peña hasta María Eugenia Vidal. El clima reinante fue de optimismo, aunque con pedidos especiales del establishment: los pedidos de reforma laboral y previsional fueron trending topic en las charlas formales (e informales) entre los presentes. Se llegó a especular con la presencia de Cristina en el encuentro, cosa desechada de cuajo por su círculo. El Presidente irá por segunda vez al encuentro empresarial: ya consolidado en el poder. Un momento paradigmático del Coloquio tuvo lugar mientras Marcos Peña disertaba sobre el escenario y decía: “Tenemos que pasar a las reformas en las que cada uno tiene que ceder un poco”. A unos metros, les prestaban atención Andrés Rodríguez (UPCN) y Gerardo Martínez (UOCRA), dos sindicalistas “friendly” para la “ceocracia”.

El presidente va a tomarse el fin de semana largo en Chapadmalal antes de lo que -se supone- será su gran victoria, en 7 días.