Las paritarias de estatales atravesaron el techo del 32% del Gobierno, pero Moyano buscará destruirlo: apuesta a aumento mayor a 40%

La inflación anual del 29 por ciento proyectada por el Gobierno parece desdibujada
El Canciller - Comentarios

Desde principios de año, el Gobierno tejió con detenimiento de artesano acuerdos paritarios que no se distanciaron de su ya casi irrealizable meta anual de inflación: 29 por ciento. Con su participación en esos encuentros tripartitos, tuvo éxito. Y dejó entrever un techo de incremento salarial de 32 por ciento.

Fueron muchos los sectores del ámbito privado que pactaron aumentos de sueldo anuales de entre el 29 y el 32 por ciento. El más importante fue el alcanzado a fines de abril por el gremio de Empleados de Comercio, que lidera Armando Cavalieri. Ese sindicato, con la mayor cantidad de afiliados del país, negoció una suba del 32% en cuatro tramos.

Este miércoles los empleados estatales llevaron al Gobierno a atravesar su propio techo: los gremios UPCN y ATE, con la administración central del otro lado de la mesa, lograron un incremento del 35%, que se pagará en seis tramos.

Los empleados públicos cobrarán el 10% con sus salarios de mayo, 5% desde agosto, otro 5% en septiembre y 4% en diciembre. Además, 6% desde enero de 2022 y el 5% restante con los sueldos de febrero.

La información fue brindada por el Ministerio de Trabajo de la Nación a través de su cuenta de Twitter.

Además, esos sindicatos de empleados del Estado lograron mantener, hasta el 31 de mayo de 2022, el cobro de la “suma fija remunerativa no bonificable” de $ 4000 para el personal de la administración pública nacional.

Moyano irá por más

El Sindicato de Camioneros, por su parte, reclamará más del 40 por ciento de aumento en sus paritarias. Los encuentros comenzarán de manera informal en los próximos días. Y, si existe acuerdo, el convenio para el sector se firmará en julio. “Siempre y cuando no haya que salir a la calle a protestar”, advirtieron en diálogo con El Canciller fuentes del gremio, encabezado por Hugo Moyano y con Pablo como su mano derecha.

El resultado de las negociaciones entre Camioneros y los transportistas de cargas marcará la segunda etapa de las paritarias 2021. Y será fundamental para el acuerdo de precios y salarios que el Gobierno implementa en procura de morigerar la inflación.

El sindicato, en 2020, logró un incremento salarial de 30% en cuatro cuotas, con una revisión o “cláusula gatillo” en marzo de este año que nunca se llevó a cabo, pese a que el índice de precios generalizados del año último fue del 36,1% .