Larreta y Morales vs Bullrich y Carrió: se calienta la interna de Juntos por el Cambio por la marcha del #17A

La convocatoria de claro contenido opositor despertó divergencias entre los dirigentes del PRO, la UCR y la Coalición Cívica respecto de la postura a asumir y profundiza las tensiones.
El Canciller - Comentarios

“No estoy convocando, voy a participar”. La declaración pertenece a Patricia Bullrich, presidenta nacional del PRO y uno de los halcones de la coalición opositora. La exministra de Seguridad dejó en claro con estas palabras el desacuerdo al interior de la alianza en relación a la protesta que se llevará a cabo. 

En un sentido similar se manifestó el titular del bloque de diputados de Juntos por el Cambio, Mario Negri, quien aseguró que “es una marcha de la gente”.

El actor y militante radical, Luis Brandoni, en cambio sí fue uno de los rostros de quienes convocan al #17A. Mediante un video que se viralizó en las redes sociales, pidió manifestarse contra “cualquier intento de atropellar las instituciones fundamentales de la democracia republicana”.

También Elisa Carrió defendió en forma enfática la movilización: “Yo sé que Cristina viene por todo, por eso debemos salir en defensa de la constitución”.

Voces en contra

Rápidamente, desde otros sectores de Juntos por el Cambio salieron a desmarcarse de la convocatoria. El primero fue el jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, quien aclaró que la cita no tiene ningún respaldo institucional o partidario y que no participará de la misma.

El enfrentamiento entre Bullrich y Larreta se anotó un nuevo capítulo de una interna que viene avanzando a paso firme durante los últimos meses. La salida de distintos comunicados sin consulta provocaron el enojo del jefe de gobierno porteño y obligaron a una reunión de la cúpula de JxC para aunar posicionamientos y mecanismos para la toma de decisión.

Por su parte, el gobernador jujeño, Gerardo Morales, también salió al cruce en forma contundente: “No estoy de acuerdo con la marcha del #17A”, aseguró. El mandatario provincial, que atraviesa una delicada situación sanitaria en su distrito, consideró que “no es la forma, en estos momentos, de expresar desacuerdos”.

Otras ausencias

El intendente de Vicente López, Jorge Macri, también aclaró que no participará de la convocatoria y sugirió que los funcionarios no sean de la partida.

El primo del expresidente optó por la avenida del medio al señalar que es el jefe comunal de “un montón de gente que está de acuerdo con la marcha y otra que no”.

En tanto, Mauricio Macri continúa con su estadía en el extranjero junto a su familia y, si bien participó de la reunión de conducción de Juntos por el Cambio, no se manifestó públicamente al respecto. De todos modos, en las citas anteriores, el exmandatario dejó en claro su respaldo como el 9 de julio pasado  cuando tuiteó una foto de la convocatoria con el texto: “¡Libres! ¡Feliz día de la independencia!”.

De este modo, al interior de la coalición opositora se siguen delineando dos campos: uno de mayor diálogo y coordinación con el gobierno nacional y por el otro, una línea de oposición dura encabezada fundamentalmente por los referentes que no ocupan cargos ejecutivos.

La marcha del #17A

Como viene ocurriendo desde el inicio del decreto de Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio (ASPO), distintos sectores políticos y sociales que se identifican con la oposición al gobierno nacional, convocaron a una nueva manifestación con eje en el rechazo a la propuesta de Reforma Judicial realizada por el oficialismo. También se incorporan otros reclamos más difusos como el levantamiento de la cuarentena o el fin de la corrupción y la inseguridad.

La nueva protesta ocurre en un momento sensible de la situación sanitaria con un crecimiento diario de contagios y la propagación comunitaria del virus en más de la mitad de las provincias del país. Las manifestaciones anteriores fueron cuestionadas, en ese sentido, por alentar a la concentración de personas -varias de ellas de edad avanzada e integrantes de grupos de riesgo- y favorecer contagios y, eventualmente, más fallecimientos.

Te recomendamos leer

Ante esa situación, desde el gobierno porteño remarcaron el pedido de mantener el distanciamiento social.