La Ciudad aspira a un retorno “100%” a clases para el 17 de febrero (pero Trotta y Kicillof quieren postergarlo)

La ministra de Educación de la Ciudad de Buenos Aires, Soledad Acuña, confirmó que proyectan que las clases presenciales vuelvan en su totalidad para esa fecha. Diferencias en Nación y Provincia.
El Canciller - Comentarios

En declaraciones con “FM Millenium”, Acuña aseguró que la propuesta es “terminar en fecha a mediados de diciembre el año calendario de este 2020 y comenzar el 2021 en forma anticipada el 17 de Febrero”.

“Ya llevamos un número importante de escuelas abiertas, son 322 y el lunes se suman otras 105”, amplió Acuña respecto de las etapas de regreso a la presencialidad que viene llevando a cabo la Ciudad.

“Una maestra que el año que viene recibe a un cuarto grado, recibe en realidad a estudiantes que la última vez que fueron a la escuela fue en segundo grado porque el tercer grado lo hicieron de manera remota. Por eso, lo mejor es empezar lo antes posible para articular los contenidos“, remarcó la funcionaria.

A su vez, Fernán Quirós aseguró que la medida dependerá de la evolución de la pandemia. “El inicio de clases el 17 de febrero en todos los niveles es a lo que estamos apuntando, pero va a estar supeditado a la situación epidemiológica de ese momento“, señaló el titular de la cartera sanitaria capitalina durante el reporte de los datos de la ciudad de Buenos Aires.

Y en caso de que se concretara, añadió, “buscaremos la forma de hacerlo de manera segura cuidando la salud de estudiantes, docentes y trabajadores”.

La postura de Nación y Provincia

El ministro de Educación de la Nación, Nicolás Trotta, analizó que “el regreso presencial (a clases) el 17 de febrero es la expectativa que tiene el Gobierno de la Ciudad“, pero señaló que la definición del calendario 2021 será analizada este miércoles en una reunión del Consejo Federal de Educación “para intentar lograr una política de consenso”.

El ministro señaló que “el verano tiene que ser de un enorme compromiso de todo el sistema educativo para recuperar aprendizajes, acompañando principalmente a los chicos que tienen menor vinculación con la escuela y, por el otro lado, también tiene que ser un momento de retiro y descanso para los docentes y las familias“.

Asimismo, respecto del plan de la Ciudad para el regreso a las aulas, Axel Kicillof señaló que “venimos trabajando con el Ministerio de Educación de la Nación y con el Ministerio de Salud y tenemos más chicos en aulas presenciales que CABA, en el interior de la provincia, en aquellas zonas de baja circulación del virus”.

El gobernador, sin embargo, enfatizó que “mientras circule el virus, sin barbijo no se va a poder volver, es un esquema distinto” y precisó que “lo que no podemos hacer es una hecatombe de contagios de chicos, maestros, de padres por apresurarnos demasiado”.

Además, aseguró que durante estos meses de pandemia “no es que no hicimos nada, hubo siempre durante este año, en modalidad no presencial” y asumió que “tenemos muchísimos problemas de conectividad, repartimos 12 millones de cuadernillos, y sabemos que el 3% de los alumnos perdió contacto con las maestras y el 1% perdió contacto total, por eso salimos a buscarlos a la casa, implementando un programa con los estudiantes de los terciarios”.