La burbuja que nunca explota: sube el bitcoin y se convierte en la inversión del año

El Canciller - Comentarios

El 1º de enero de este año, el precio de un bitcoin era de 997 dólares. Hace apenas dos semanas, en un pico sin igual, la criptomoneda llegó a cotizar sólo unos dólares por debajo de los 20 mil, para luego comenzar un descenso de casi el 45 por ciento.

Cerca de los 12 mil dólares, el bitcoin volvió a colocar un piso y comenzó un camino alcista que lo lleva a terminar el año 2017 con una cotización de 16 mil dólares, es decir, 15 veces mayor al precio que tenía el 1º de enero.

El miércoles 13 de diciembre su precio cayó un 15 por ciento y el viernes otro 20. Muchos expertos coinciden en que las criptomonedas son una burbuja que no tardará en explotar pero, frente a todos los pronósticos, el Bitcoin siempre encuentra la forma de estirar su dermis y acrecentar su precio. Otros especialistas consideran que, si bien su precio podría estar por encima de su valor -algo que pocos niegan- no quiere decir que no tenga valor, por lo que estas bajas son simplemente una corrección que no derivarán en un desplome.

La inversión en Bitcoin cerrará el año como una de las más rentables del mundo

A pesar de la profunda caída de la última semana, la inversión en Bitcoin cerrará el año como una de las más rentables del mundo, ya que probablemente empezará el 2018 con un precio entre diez y veinte veces superior al presente año. La volatilidad del Bitcoin no permite trazar un canal para la criptomoneda, tal vez es lo único que sube en ascensor y baja en escalera.

Este año, el interés por el bitcoin trascendió al mundo de las finanzas. Tal es así que esta criptomoneda fue una de las palabras más buscadas en Google durante a lo largo del 2017.

¿Qué es el bitcoin?

Una criptomoneda. En otras palabras, bitcoin es una moneda que sólo existe de manera virtual.

¿Cómo funciona?

Cada bitcoin es un archivo en una computadora que se almacena en una “cartera digital” de un smartphone o un PC. Las transacciones se acumulan en cadenas de datos llamadas blockchains.

¿Cómo se consigue?

Hay dos maneras principales de conseguir bitcoins: comprándolos con dinero “real” o vender productos o servicios que se paguen con bitcoins, algo no tan habitual en Argentina.