Jubilaciones de privilegio, al Senado: las trabas de la oposición y la defensa de los judiciales

El oficialismo pretende firmar el dictamen sin impedimentos. Juntos por el Cambio pide introducir una cláusula para retener a los jueces en el Poder Judicial.
El Canciller - Comentarios

El Senado de la Nación comenzará a debatir este miércoles, en plenario de comisiones, el proyecto para eliminar las jubilaciones de privilegio que llegó desde Diputados. Tras el escándalo por la banca y el quórum que otorgó Daniel Scioli en la Cámara baja, el Gobierno busca un trámite exprés.

Hasta el Congreso arribarán el ministro de Trabajo, Claudio Moroni y el titular de la ANSES, Alejandro Vanoli, para explicar los alcances del proyecto de ley en representación de la Casa Rosada.

Para defender los intereses de los judiciales asistirán al Parlamento la Asociación de Magistrados y Funcionarios de la Justicia Nacional, que encabeza el juez Marcelo Gallo Tagle, y la Asociacion De Fiscales Y Funcionarios Del Ministerio Publico Fiscal De La Nación, quienes anticiparon la posibilidad de que una gran cantidad de funcionarios que ya tienen otorgada la jubilación anticipen su retiro para evitar el nuevo régimen.

Ese reclamo de los jueces es el mismo al que apunta Juntos por el Cambio, que advierte que el kirchnerismo esconde la pretensión de “colonizar la Justicia” detrás de los buenos modales que presenta en la iniciativa.

Te recomendamos leer

La oposición busca incorporar al proyecto una cláusula transitoria para evitar un éxodo masivo en los tribunales, ítem que el Frente de Todos ya rechazó en la Cámara baja.

Según consignó NA, los legisladores firmarían el proyecto en disidencia y reclamarían la incorporación de la cláusula durante el debate en el recinto. El interbloque se reunirá previo al plenario de comisiones para tomar una determinación al respecto.

La iniciativa eleva del 11 al 18% los aportes adicionales al régimen general y, si bien mantiene para los funcionarios judiciales el 82% móvil, establece que el cálculo se haga sobre un promedio de las últimas 120 remuneraciones y no sobre el último sueldo.