Inquilinos sin recursos e incertidumbre inmobiliaria: un combo letal para los alquileres

La Defensoria del Pueblo registró un aumento de consultas de inquilinos que no pueden pagar la renta mensual. Los números de la crisis del sector inmobiliario.
El Canciller - Comentarios

La crisis económica, potenciada por el aislamiento social obligatorio se siente en las fábricas y comercios, con un alto porcentaje de persianas bajas, y en el bolsillo de los ciudadanos, ante las restricciones de la cuarentena. Esa situación también se traslada al mundo inmobiliario: cada vez son más las consultas por la imposibilidad de pagar el alquiler.

Los datos surgen del informe del Programa de Atención a Inquilinos de la Defensoria del Pueblo. En los últimos 10 días de abril, la mitad de las consultas (620) que llegaron al organismo responden a la dificultad para abonar la renta mensual, más allá del congelamiento de los alquileres, expuesto en el decreto del Gobierno nacional.

Los inquilinos deben saber que el decreto gubernamental 320/20 permite refinanciar las deudas del alquiler“, explicó a El Canciller Fernando Muñoz, del Programa de Atención. Y añadió: “El pago puede darse en tres, seis y hasta nueve cuotas. También se clausuran todas las sanciones abusivas de los contratos, respecto a las multas por falta de pago“. Asimismo, desde la Federación Nacional de Inquilinos visualizaron la problemática, aunque además de cargar contra las inmobiliarias, aseguraron que las medidas del gobierno no son suficientes.

“Es urgente que el Estado abra un registro de personas que impagan alquileres con causa y transfiera directamente al locador el monto correspondiente”, expuso Gervasio Muñoz, de Inquilinos Agrupados. A la vez, también piden que el decreto que firmó el Ejecutivo, que prohíbe los desalojos, se extienda por 24 meses.

Por el lado de las inmobiliarias, que son, en cierta forma, las representantes de los propietarios, dicen que, según su relevamiento, en abril solo el 20% de los inquilinos de inmuebles para vivienda no pagó su alquiler. “Lo que sí arroja un número mayor de impago es el de los locales comerciales, donde la falta de pago se observó en el 59% de los contratos”, remarcó Armando Pepe, presidente del Colegio Profesional de los Corredores Inmobiliarios (Cucicba).

Te recomendamos leer

Nuevos contratos y bancarización del alquiler

Pero eso no es todo. De acuerdo al relevamiento de la Defensoria, la queja de los inquilinos también radica en que, pese a la prórroga de seis meses ante los contratos que se vencen entre marzo y septiembre, hay propietarios que exigen firmar un nuevo convenio durante el período extendido. Eso sí, el nuevo papel incluye aumentos de entre el 50 y el 100%.

“No se sabe cuántos alquileres hay porque no hay registros oficiales. Pero al menos 300.000 contratos nacionales quedaron incluidos en la prórroga. Y pese a que el decreto protege al inquilino, hay mucha presión de las inmobiliarias, que no están acostumbradas a jugar con reglas que no escriban ellos”, reflexionó Muñoz. “Pedir aumentos en estos seis meses es absolutamente ilegal. El decreto lo expone bien claro“, agregó el titular de Atención al Inquilino de la Defensoria.

De las 620 consultas que llegaron al organismo gubernamental, un porcentaje menor – el 20% – remarcó que aún persiste la negativa de las inmobiliarias a bancarizar el alquiler. De acuerdo al informe, al locador se le solicita hasta un 21% de reintegro.

La problemática de los alquileres impacta en gran parte de la población. Hay que recordar que año tras año, desde 1976, aumentó la cantidad de inquilinos en todo el país. Por caso, en 2001 había 20% de inquilinos en la Ciudad de Buenos Aires: actualmente esa cifra es del 40%.

Crisis inmobiliaria

En el mercado inmobiliario también acusan los coletazos económicos. Según cifras oficiales de la Ciudad de Buenos Aires, el 2020 es el año con menos escrituras de la historia. La tendencia se hizo evidente en los dos primeros meses del año. Ahora con la cuarentena, se terminó de confirmar: los escribanos están imposibilitados de escriturar las propiedades.

En febrero, antes de desatarse la pandemia global, la compraventa de inmuebles en la Provincia de Buenos Aires registró una baja interanual de 27,4%. “Marzo y abril fueron peor aún”, deslizaron en el Colegio de Escribanos bonaerenses.

Te recomendamos leer

Ante este panorama, la Cámara Inmobiliaria anticipó que se trabaja para iniciar “tours virtuales” que permitan conocer a fondo los hogares y así retomar el circuito de compraventa.