“Hablamos cuando tenemos que hablar”: seis definiciones de Alberto sobre su ¿tenso? vínculo con Cristina

En el primer aniversario del Gobierno, el mandatario aclaró que "se equivocan" las personas que piensan que existen conflictos con la vice.
El Canciller - Comentarios

Luego de tres meses sin mostrarse juntos en actos, el presidente Alberto Fernández y la vice Cristina Fernández de Kirchner compartieron un acto por el Día Internacional de los Derechos Humanos en la ex ESMA en coincidencia con el año de llegar al poder y un día después de que la exjefa de Estado publicara una dura carta contra la Corte Suprema.

Al respecto de las tensiones que pueden existir en el binomio y la falta de diálogo, Alberto señaló en una entrevista posterior: “Hablamos cuando tenemos que hablar, los dos tenemos nuestra personalidad, cada uno tiene su mirada”.

“Cuando yo hablaba con Cristina, estaba harto de leer que era un títere de ella; cuando hablo menos, dicen que hay un conflicto”, remarcó el mandatario y apuntó que “se equivocan” las personas que piensan que hay problemas entre ellos.

“Todos aprendimos que nuestras peleas permitieron que el expresidente Mauricio Macri gobernara cuatro años a Argentina”, analizó Fernández.

En el primer aniversario de su Gobierno, el mandatario explicó, en diálogo con C5N, que “en lo sustancial” tienen “plena coincidencia” con la expresidenta aunque “puede haber matices, miradas diferentes”. También el Presidente reconoció la importancia del rol de la vice en el Frente de Todos: “Representa una parte sustancial”.

“Si hay algo de lo que estoy seguro es de que no hay ninguna posibilidad de que este Gobierno funcione si no estamos todos unidos, y Cristina es una pieza central”, sostuvo. Sin embargo, Fernández se diferenció de la vicepresidenta: “Cristina es muy importante y yo soy el presidente”.

Te recomendamos leer

Además de hablar sobre su relación con la exmandataria y las diferencias públicas que emergieron en relación a distintos temas como la reforma judicial y de la elección del Procurador, el Presidente advirtió: “Yo tengo exactamente la misma mirada que Cristina frente a la Justicia, ella lo plantea con más virulencia, lo personaliza más”.

La distancia entre el presidente y su vice viene desde los últimos dos meses en que suspendieron los diálogos bilaterales que mantenían en forma regular. La exmandataria había publicado una carta en la que señalaba “funcionarios que no funcionan” y se había ausentado del homenaje por el 17 de octubre y los 10 años de la muerte de Néstor Kirchner.

A su vez, además del debate alrededor de la reforma de la ley del Ministerio Público y la elección del Rafecas, el bloques de Senadores del FDT publicó una carta con críticas al FMI durante la visita de la misión del organismo que cayeron mal en el Ejecutivo y luego introdujeron modificaciones en la nueva fórmula jubilatoria que tuvo media sanción ayer en la Cámara Alta.