Grondona no entendía de fútbol, Néstor apostaba contra Racing y Xuxa odiaba a los bajitos: las nuevas revelaciones de Alejandro Burzaco

El Canciller - Comentarios

“Un viejo choto. Así, con el cariño de un vínculo forjado a través de casi dos décadas, recuerda Alejandro Burzaco a Julio Grondona. El ex CEO de Torneos atraviesa por estos días sus horas más difíciles, pero no por eso se olvida de su viejo amigo: “Me la puso, me cagó desde arriba de un puente.

Burzaco enfrenta desde hace un par de semanas a un tribunal neoyorquino -o tal vez de Chicago, quién sabe- que investiga la corrupción en el fútbol. En ese contexto, y con el objetivo de morigerar su condena, el empresario decidió acogerse a la figura del arrepentido y colaborar con la investigación.

Durante la jornada de ayer, y al ser consultado específicamente por el ex presidente de la AFA, el ex Torneos abundó: “No entendía una mierda de fútbol: si era por él, en el 2002 atajaba Batistuta, disparó, al tiempo que agregó: “Haceme caso, no seas boludo.

Las revelaciones de Burzaco, quien admitió coimas por varios millones de dólares, alcanzaron también al ex presidente Néstor Kirchner, un fanático hincha de Racing, quien increíblemente solía apostar contra la Academia. “Llegó a ganar un palito limpio en la época del Chocho Llop, recordó.

De todas maneras, esto último fue desmentido por un estrecho colaborador del ex presidente, quien prefirió mantener el anonimato, aunque es arquitecto y se encuentra actualmente detenido. “Burzaco habla bastantes pelotudeces, subrayó y aclaró que “Néstor era tan amarrete que le comía la lechuga a la tortuga, mirá si va a apostar”.

Por fin, y en una declaración que duró entre cuatro y doce horas, el influyente ex hombre fuerte de Torneos se metió con la Confederación Brasilera de Fútbol y apuntó contra sus principales dirigentes: “Se comieron siete con Alemania porque no tienen pelotas, indicó, y señaló que si bien “no le consta que Pelé haya debutado con un pibe, sí le resulta “muchísimo más creíble que Xuxa odie a los bajitos. “Es muy jodida ella, concluyó.