Giro en la causa por la muerte de Maradona: “homicidio culposo” y allanamiento en el consultorio de Luque

El Canciller - Comentarios

La causa por la muerte de Diego Armando Maradona sufrió un giro en las últimas 48 horas que podrían alterar el rumbo de la investigación y de las responsabilidades por su fallecimiento. La Justicia de San Isidro, por orden del juez Orlando Díaz, allanó la casa y el consultorio de Leopoldo Luque, el médico del Diez, mientras que quedó imputado por “homicidio culposo”.

Luque fue notificado formalmente cuando se allanaba su domicilio en la localidad bonaerense de Adrogué, y su consultorio en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires por pedido del equipo de fiscales encabezado por el fiscal general de San Isidro, John Broyad, e integrado por sus adjuntos Patricio Ferrari y Cosme Iribarren; y por la fiscal de Benavídez, Laura Capra.

El sábado, la enfermera que estaba encargada de asistir al exjugador por la mañana, modificó su declaración original y presentó contradicciones con la versión original con la que trabajaban los investigadores.

En su segunda testimonial, Dahiana Gisela Madrid afirmó que promediando las 7:30 de la mañana del miércoles 25 de noviembre escuchó al Diez moverse en su habitación, por lo que habría sido la última en registrar con vida al astro argentino poco antes de falleciera de un paro cardiorrespiratorio.

La profesional ratificó que nunca ingresó a la habitación de Maradona para “dejarlo dormir” y que recién lo hizo al mediodía, cuando llegaron la psiquiatra y el psicólogo personal del Pelusa. Sin embargo, para la empresa “Medidom”, donde integra el staff de enfermeros, le hicieron redactar un informe en el que consta que lo había intentado controlar.

En forma posterior a la trabajadora de la salud, prestaron testimonio las hijas del Diez, Dalma, Gianinna y Jana, quienes también cuestionaron fuertemente el tratamiento al que estaba siendo sometido su padre.

Ahora, las miradas caen sobre el médico personal de Maradona que no se encontraba en el domicilio al momento del fallecimiento del Diez. Desde la familia del Diego y personas cercanas se apunta contra el “entorno” del exjugador por su responsabilidad en este desenlace al no haberlo internado en un lugar que tuviera capacidad de respuesta para una situación así y un acompañamiento peramente.

Luego de los allanamientos y nuevos procedimientos que dicte el juez, Luque deberá presentarse a declarar próximamente para dar su versión de las últimas horas de Maradona y del tratamiento que llevaba adelante.