Francia, Alemania, EEUU e Inglaterra: el reencuentro de los aliados contra Rusia

Las tres potencias sacaron un comunicado apoyando las decisiones de Theresa May y declarando la responsabilidad del gobierno de Putin en el conflicto diplomático.
El Canciller - Comentarios

El conflicto diplomático se acrecenta. A casi 30 años del fin de la Guerra Fría, los países aliados vuelven a unir fuerzas para enfrentarse a Rusia. El mundo vuelve a partirse en dos, entre los que opinan como Putin y los que le creen a Theresa May, en el caso del intento de asesinato del ex doble espía Sergei Skripal mediante la utilización de un agente nervioso en territorio inglés.

Tras las duras medidas que comunicó ayer la Primer Ministra británica, –se expulsarán 23 diplomáticos rusos, se prohibirá a los miembros de la realeza y funcionarios asistir al mundial de Fútbol en Rusia y se congelarán los contactos bilaterales entre Moscú y Londres-, hoy se conoció el apoyo internacional a esta medida.

Francia, Alemania y Estados Unidos, atribuyen la responsabilidad del ataque con gas nervioso al gobierno de Rusia y le exigen al Kremlin a dar explicaciones ante la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ).

“Nosotros, los líderes de Francia, Alemania, Estados Unidos y Reino Unido rechazamos el ataque que tuvo lugar contra Sergei y Yulia Skripal en Salisbury el 4 de marzo”, comienza diciendo el comunicado publicado esta mañana. “El uso de un agente nervioso de fabricación militar, de un tipo desarrollado por Rusia, constituye el primer uso ofensivo de un agente nervioso en Europa desde la Segunda Guerra Mundial”.

Sin tapujos, los mandatarios marcaron su estricta postura. “Es un atentado a la soberanía del Reino Unido y una clara violación a la Convención de Armas Químicas y su ley internacional. Una amenaza a la seguridad de todos nosotros”, estipula el texto y declara su enfrentamiento al gobierno de Putin.

De la misma forma que Theresa May explicó ayer ante el Parlamento Británico, los funcionarios declaran que “no hay otra explicación alternativa posible” más que el Estado ruso es el responsable del intento de asesinato y destacan la falta de respuestas por parte del Kremlin.

“Reclamamos a Rusia que afronte todas las preguntas relacionadas con el ataque en Salisbury. Rusia debería en concreto develar por completo y con detalles su programa Novichok ante la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ)”, indicaron.

Por último, en el final se puede entender por qué este hecho tomó semejante calibre internacional, y justificaría la explosión de un conflicto previo que venía gestándose en silencio. “Se acentúan nuestras preocupaciones considerando un patrón de comportamiento irresponsable que viene teniendo. Hacemos un llamamiento a Rusia para que cumpla con sus responsabilidades como miembro del Consejo de Seguridad de la ONU para defender la paz y la seguridad internacionales”, sintetizaron en el final.

Con esta declaración se conforma un bando del conflicto. ¿China comunicará su apoyo a Rusia o habrá nuevas sorpresas?