Encuentro clave entre Alberto y Kicillof por el “alto perfil” de Berni

"Francamente no sé qué piensa Berni ni qué quiere en materia de Seguridad", cargó el Presidente.
El Canciller - Comentarios

El coletazo en Seguridad sigue vibrando. Luego del pedido de Sergio Berni de retirar las fuerzas de Seguridad federales de la Provincia, Alberto Fernández recibió este martes, en Casa Rosada, al gobernador Axel Kicillof.

Del encuentro participaron también Santiago Cafiero y Wado de Pedro, con quienes, según trascendió, el gobernador bonaerense había estado en comunicación el lunes para bajarle la espuma a la carta de Berni a su par nacional, Sabina Frederic

El lunes, en Radio Continental, el Presidente hizo notar su enojo y apuntó contra el ministro cuando dijo: “Francamente no sé qué piensa (Berni) ni qué quiere (en materia de Seguridad). Lo que me preocupa es lo que proponemos nosotros desde el Estado nacional y hay que recordar que las provincias son responsables de su seguridad, básicamente, y que el Estado nacional lo que hace es colaborar y coordinar con ellos cuando debemos hacerlo“, sostuvo.

En otra entrevista, con El Cohete a la Luna  había dicho que “sería bueno que se ocupe de la provincia de Buenos Aires, que tiene muchos problemas para resolver, básicamente”.

Públicamente el ex ministro de Economía defendió a su jefe de Seguridad, y ayer lo se lo habría ratificado. Sin embargo, no son pocos los medios que relatan un enojo latente con Berni, en especial, por el poco atino en levantar el perfil: la Provincia atraviesa una delicada crisis financiera, que concluyó con el anuncio de una reestructuración general de su deuda.

Intendentes

Pero al descontento de Nación (sobre todo, el de Fernández) con Berni también se sumaron otras voces importantes en el distrito bonaerense. Es que, sin decirlo de manera oficial, varios intendentes reclamaron que la Gendarmería siga recorriendo las calles del Conurbano, según contó el La Nación, al comentar que varios jefes comunales se mostraron “sorprendidos” por la decisión -al parecer, unilateral- del ministro de Seguridad.

Para rastrillar la llegada de Gendarmería al territorio bonaerense hay que remontarse a los tiempos en que Nilda Garré era ministra de Seguridad de la Nación. Bajo el nombre de “Operativo Centinela”, 6000 efectivos de Gendarmería desembarcaron en el Conurbano. Con Vidal al frente de la Provincia, se extendió la presencia de las fuerzas federales en Mar del Plata.