En medio de la polémica, aclara el Gobierno por qué se entregaron menos anticonceptivos

El Canciller - Comentarios

En medio de la polémica por la disminución de la entrega de anticonceptivos y preservativos en los últimos años, el Gobierno aclaró hoy que la reducción se debe a que la distribución de métodos de larga duración hizo que bajara la de los de corta duración, pero que no implicará una merma en la cobertura de la población que los necesita.

En ese sentido, la Secretaría de Salud señaló que la caída en la cantidad de pastillas y profilácticos que se distribuyeron en los últimos años obedece tanto a “la compra deimplantes subdérmicos, cuya distribución fuerte en todo el país comenzó en 2016, como a la del método DIU”.

Sobre este punto, se informó que entre 2016 y lo que va de 2018 se distribuyeron 182.000 implantes subdérmicos, equivalentes 2.366.000 tratamientos de anticonceptivos orales, a 2.184.000 inyectables mensuales o a 728.000 inyectables trimestrales menos para este año.

A su vez, indicaron que se distribuyeron 172.000 DIU desde 2016 a la fecha, que equivaldría a a 2.236.000 tratamientos de anticonceptivos orales, a 2.064.000 inyectables mensuales, o a 688.000 inyectables trimestrales menos para el año en curso 2018.

Además, remarcó que la Dirección de Salud Sexual y Procreación Responsable, dependiente de esa cartera, “distribuye métodos anticonceptivos para 11 millones de personas que conforman la población objetivo”, en cumplimiento de la Ley 25.673 de Salud Sexual y Procreación Responsable, que establece el derecho de los ciudadanos a acceder gratuitamente, en hospitales y centros de salud, a distintos métodos anticonceptivos incluidos en el Plan Médico Obligatorio: preservativos, pastillas, inyectables, DIU, anticoncepción de emergencia y anticoncepción quirúrgica.

“La población objetivo crece año a año, pero la cantidad de tratamientos y la meta a cubrir baja o se mantiene estable porque los anticonceptivos de larga duración permiten cubrir mayor población distribuyendo menos cantidad de tratamientos al año”, explicaron desde la Dirección y agregaron que “está prevista la ejecución del 82% de la meta al cierre del ejercicio”.

El Estado Nacional es el que compra y reparte anticonceptivos a las provincias, según una ley vigente desde el 2002. Sin embargo, antes de repartirlos, los anticonceptivos deben comprarse, algo que no siempre ocurre en tiempo y forma.


Preservativos y anticonceptivos entregados por año

Fuente: cuentas de inversión.


Los números detrás de la polémica

En el país, el 59% de los embarazos no son intencionales, una proporción que sube al 68% entre menores de 19 años, de acuerdo con datos que presentó el Gobierno nacional en 2017 en el Plan Nacional de Prevención y Reducción del Embarazo No Intencional en la Adolescencia

Por otra parte, entre los diferentes programas del ex Ministerio de Salud que entregan preservativos, en 2016 se repartió el 20% de los previstos: 18,4 de los 93,7 millones. En 2017 se esperaba entregar 113 millones, de los cuales se distribuyeron 42,7 millones.

En los casos en que las provincias compran para complementar las entregas de la Nación puede haber diferencias en los precios. Por ejemplo, durante 2016 y 2017, la Ciudad Autónoma de Buenos Aires compró preservativos a un promedio de $2,54 por unidad, el doble del precio promedio de Nación