Elogios a Cristina y reuniones con Lifschitz y Olmedo: el rol de Duhalde como armador del PJ

El Canciller - Comentarios

Eduardo Duhalde está de regreso. Como “operador” de Alternativa Federal, el expresidente mantiene reuniones con dirigentes de otros espacios e intenta darle fuerza a la propuesta de Pichetto, Massa y Urtubey, que no consigue captar los votos necesarios para romper la polarización entre el kirchnerismo y Cambiemos.

El expresidente es partidario de la unidad total del peronismo y de una primaria que incluya a todos, pero sabe que es una posibilidad lejana. “La unidad es una tarea, muchos estamos colaborando para que se haga pero el final es incierto”, afirmó hoy en FM La Patriada, donde se permitió elogiar a la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner: “Es una mujer muy inteligente. Si tuve problemas, ya me los olvidé”.

Pero, ante el rechazo de la plana mayor de Alternativa Federal a esa posibilidad, Duhalde se ocupa ahora de tratar de conseguir la mayor cantidad de apoyos para construir un tercer espacio que sea competitivo. Por eso, según La Nación, mantuvo reuniones con José Luis Espert y Alfredo Olmedo, dos “outsiders” que corren por derecha a Cambiemos y lograron cosechar un apoyo considerable, según las últimas encuestas.

Pero también juega en la otra punta: mantuvo un encuentro y tiene un diálogo fluido con el gobernador de Santa Fe, Miguel Lifschitz, que está cada vez más cerca de Alternativa Federal y manifestó dos veces su apoyo a la candidatura de Roberto Lavagna. Incluso llegó a prometer que si el exministro de Economía es el candidato elegido, se sumará formalmente a ese espacio.

El “Cabezón” mantiene, además, conversaciones periódicas con Pichetto, con quien comparte varias amistades del justicialismo que también operan en las sombras a favor del PJ no kirchnerista. Incluso su esposa, Chiche, estuvo en el acto en el que Baldomero “Cacho” Álvarez se lanzó como candidato a intendente de Avellaneda junto al senador.

Según A24.com, en el peronismo alternativo también se encargaron de recuperar el sello jurídico con el que Duhalde compitió en las presidenciales de 2011, Unión Popular, por si se llega a complicar usar el del PJ: saben que el partido, en términos institucionales, formará parte de la alianza del kirchnerismo.