Discurso oficial, inversores, PJ y UCR: revela Pagni las estrategias de Macri para encauzar la economía

El Canciller - Comentarios

Lejos de intentar calmar las aguas políticas, durante la última reunión entre el Presidente Mauricio Macri, Marcos Peña y Nicolás Dujovne se planificaron cuatro estrategias para calmar el mercado financiero y allanar el camino hacia 2019.

En su columna semanal en Odisea Argentina, por LaNación +, el analista político Carlos Pagni reveló el plan de la Casa Rosada: romper con el PJ, ignorar la cautela de la UCR, alinear el discurso oficial y garantizarle a los inversores el cumplimiento de las metas fiscales.

La crisis que atraviesa Argentina y que llevó al Gobierno a retornar a los brazos del FMI requerían, además de apegarse a su programa, la toma de medidas acordes para encauzar el rumbo de un Gobierno que se dejó engañar con los resultados de las legislativas en octubre de 2017.

El plan de Macri: romper con el PJ, ignorar a la UCR, alinear el discurso oficial y garantizarle a los inversores el cumplimiento de las metas fiscales.

Haciendo oídos sordos al reclamo del Presidente de la UCR Nacional y gobernador de Mendoza, Alfredo Cornejo, de prestar atención a la inminente recesión y tratar de atenuarla con medidas “productivistas”, Macri, Peña y Dujovne eligieron concentrar todas sus energías -y fondos- en la reducción y estabilización de gasto fiscal.

Para ello, la segunda medida involucra a todos aquellos ministros con posibilidad de afrontar cuestiones económicos ante el periodismo y la opinión pública: alinear el discurso oficial. En esa línea se abandonaron aquellas teorías de conservar subsidios y no tocar la obra pública, que van en detrimento de los compromisos con Christine Lagarde.

Aprovechando la estabilización del dólar, el trinomio que gobierna la Casa Rosada decidió mostrarle a los inversores señales claras de que las metas fiscales son factibles de cumplirse, luego de un profundo diagnóstico sobre la mirada que estos posan sobre Argentina, un mercado emergente.

La conferencia de prensa del ministro de Hacienda y Finanzas ante 150 inversores (otros 300 la siguieron vía YouTube) fue el primer gesto en este nueva sintonía. Con tono decidido y sin titubear explicó: cuál es el plan financiero de Argentina con los fondos del FMI, subrayando que ahora el país necesita poco dinero y el endeudamiento puede ser interno; que el compromiso con el FMI de recomprar las letras intransferibles del tesoro es condicional y; que la meta fiscal es alcanzable porque los recortes ya están decididos y diseñados.

Este proceso de convencimiento a los inversores, según relató Pagni, se va a completar cuando Dujovne viaje a New York la próxima semana, para ahondar sobre estos temas en una ronda de explicaciones con banqueros de inversion y fondos.

La última medida diagramada por el Presidente, le Jefe de Gabinete y el ministros de Hacienda es el reciclaje de una polarización con Cristina Fernández de Kirchner y la desconfianza de un PJ que, entienden, no será lo dialoguista ni responsable que necesitan cuando se debata el Presupuesto, en medio de un clima de recesión.