Disciplina fiscal y ajuste: las promesas de Macri al Fondo para desactivar la bomba de la devaluación

El Canciller - Comentarios

En la Casa Rosada estaban desesperados por acelerar los tiempos y realizar el anuncio con el FMI antes del Mundial. ¿Por qué? Marcos Peña y Durán Barba sostenían que el anuncio del rescate del Fondo debía calmar a los mercados y alejar la desconfianza y el malhumor de la sociedad.

Sin embargo, la incertidumbre sigue latente y las encuestas no son favorables para Cambiemos, que se alarma con un Macri en caída y una oposición que, sin grandes líderes, se reagrupa para jugarse sus chances en las próximas elecciones del 2019.

Igual, la alegría en Balcarce 50 está a la orden del día: finalmente Nicolás Dujovne y Federico Sturzenegger dieron a conocer los detalles del acuerdo con el organismo que conduce Christine Lagarde y confirmaron el monto del préstamo de los 50 mil millones de dólares.

¿El principal compromiso de Macri con el FMI? Desactivar la bomba de la devaluación, evitar los sobresaltos de la economía y un compromiso de ajuste al pie de la letra. En números, el déficit fiscal primario (sin tomar en cuenta los pagos de deuda) no deberá pasar el 2,7% del PBI. Para 2019, el déficit tendrá que quedar debajo de 1,3% del PBI y para 2020, el Gobierno tendrá que conseguir un déficit fiscal cero.

A su vez, el pedido de Lagarde también estuvo centrado en los recortes en el gasto público, ya que tendrá que ajustar gastos por unos 7.000 millones de dólares para el año que viene y otro monto equivalente para 2020, según las exigencias del organismo internacional.

El FMI y el Banco central calcularon las metas de inflación para 2019 en 17%, una cifra que parece difícil de alcanzar y que, encima, obliga al Ejecutivo a reconocer sus fallas para las metas de este año (15%, aunque los privados auguran una inflación cercana al 25%).

El gran objetivo que incluso causó un caos social hace menos de dos meses fue la corrida cambiaria, que llevó al Banco Central a intervenir con reservas y luego con Lebacs, aunque sin suerte en ninguna de las jugadas improvisadas. Finalmente fue el “paraguas financiero” del Fondo el que calmó la subida del dólar.

La idea del FMI es que haya un cambio flotante alrededor de los $25 y entregar al mercado un equilibrio para evitar grandes cimbronazos en la estructura financiera del país.

Frente a este escenario, el analista Rosendo Fraga habló con Longobardi en radio Mitre y explicó que “era el mejor escenario posible” el rescate del Fondo a la Argentina. “Hemos evitado el peor escenario. Se vienen momentos difíciles, pero serían mucho más difíciles si no hubiéramos arreglado con el FMI”, dijo.