Desigualdad y déficit alimentario: advierte la UCA que el 50% de los niños son pobres

El Canciller - Comentarios

El 48,1% de los niños argentinos son pobres. La alarmante cifra es el resultado del último informe “Barómetro de Deuda Social de la Infancia” elaborado por la UCA, en el que se encuestaron a más de 5.700 personas de conglomerados de 80.000 habitantes y se analiza inequidades asociadas a los derechos del niño.

Al medir los datos sobre alimentación, salud, hábitat, subsistencia, crianza, socialización, información, educación y trabajo infantil, los parámetros más preocupantes fueron los pilares sobre los cuales se analiza la pobreza.

48,1% de los niños en Argentina son pobres.

33% se alimenta en comedores sociales.

17,5% sufre de inseguridad alimentaria.

8% vive en déficit alimenticio.

50% accede al sistema de salud a través de hospitales públicos.

40% no hizo una consulta odontológica entre los 4 y los 17 años.

Este panorama, sufrido en los primeros años de vida, generan una marca en el organismo muy difícil de revertir de adultos. La cantidad de inequidades vividas en la infancia definen la capacidad de los niños para desarrollarse en la escuela y hasta la sociabilidad.

La desigualdad termina siendo formativa y, desde el 2010, los parámetros se mantienen estables. El único ítem en donde se empeoró gravemente de 2016 a 2017 fue en el acceso a los alimentos. En un año, se sumó un 4,5% de niños que comen en comedores sociales. Uno de cada 3 menores depende de estos espacios para comer.