Conflicto de intereses: reclama Werthein por el Enard mientras cuida sus acciones en Telecom

El presidente del Comité Olímpico Internacional es, además, uno de los principales accionistas de la empresa de telefonía. La nueva reforma tributaria elimina el impuesto de uno por ciento que las telefónicas le deben enviar al Enard.
El Canciller - Comentarios

La nueva reforma tributaria elimina el impuesto de uno por ciento a las compañías telefónicas que era utilizado para financiar al  Ente Nacional de Alto Rendimiento Deportivo -ENARD-. El presidente del Comité Olímpico Argentino, Gerardo Werthein, se sumó a los reclamos de los atletas luego de entarse de la medida, sin embargo, es uno de los principales accionistas de Telecom.

Werthein es una de las autoridades de dos entidades en conflicto: el COA y Telecom. Para las empresas telefónicas, la reforma tributaria no genera cambios. Si bien se les quita el pago de uno por ciento de impuestos hacia el organismo deportivo, se les aumenta el mismo porcentaje en los impuestos internos generales.

El impuesto en discusión permitió recaudar más de 2500 millones de pesos al ENARD, utilizados para financiar el desempeño de actividades deportivas no tan comerciales en argentina. De todos modos, desde el Gobierno, Carlos McCallister anunció que el estado se hará responsable del pago de ese monto para que las actividades deportivas no pierdan fondos.

Contradicciones


Sin embargo, los dichos del Colo McCallister parecieron más destinados a salir de un aprieto que a una realidad ya discutida anteriormente. Según las legislaciones deportivas internacionales, el estado no puede financiar directamente las actividades que realiza el Comité Olímpico argentino.