Con una espalda de $14 mil millones, se prepara el Gobierno para intervenir y sumar reservas

El Canciller - Comentarios

El dólar se mantiene calmo por la política monetaria retractiva del Banco Central. Si la divisa se mantiene por algunos días o su valor cae unos centavos, entraría en la zona de intervención de la entidad, que puede comprar dólares para sumar reservas. La intervención no supone trabas para el acuerdo del BCRA con el Fondo Monetario Internacional (FMI), ya que las metas de emisión monetarias están siendo sobrecumplidas por Guido Sandleris.

El sobrecumplimiento de las metas de inflación en diciembre le dan espalda al BCRA para poder intervenir comprando 50 millones de dólares diarios y así acrecentar las reservas netas de la entidad pensando en los próximos vencimientos de deuda e intereses de la misma.

El martes, la entidad informó que cumplió con las metas de emisión monetaria por tercer mes consecutivo, manteniendo el promedio de pesos en la calle.

El último mes de 2018 el saldo promedio mensual alcanzó $1.337 mil millones, $14.000 millones por debajo de la meta impuesta por el FMI, logrando un nuevo sobrecumplimiento en línea con lo que había dispuesto el Comité de Política Monetaria (COPOM). La demanda de pesos se hace notar en la economía: el dólar se mantiene cerca de la línea inferior de la franja de no flotación y alimenta las ganancias por carry trade (“bicicleta financiera”).

La meta de base monetaria para diciembre era de 1.351 billones de pesos, pero los datos reales muestran que finalmente la BM se mantuvo en 1.337 billones de pesos, por lo que el BCRA tiene una espalda de 14 billones para comprar dólares (algo más de 350 millones de USD).