Con más de 15 millones de vacunas recibidas, el Gobierno ¿acelera? su objetivo de la producción local

Hubo avances en ese sentido con Cuba y con Reino Unido.
El Canciller - Comentarios

En la Casa Rosada este miércoles se festejaron “triunfos” por partida doble: el primero tiene que ver con la llegada de dos lotes de vacunas que permitieron alcanzar una cifra celebrada por todo el arco político oficialista.

Con el hashtag #AcáEstánLasVacunas, el Gobierno quiso mostrar a propios y extraños que el plan de inmunización avanza, a pesar de las críticas que reciben desde el otro lado de la cancha. Principalmente, con las acusaciones que persisten sobre el “Vacunatorio Vip” y que tiene a varios dirigentes en la mira. No solo eso, las negociaciones focalizadas en China y Rusia
también siguen resistidas por la oposición, que le pasa factura a Alberto por no haber acordado con el laboratorio estadounidense Pfizer.

Parece que todos los elogios de la vereda de enfrente están puestos en el ritmo acelerado de producción que tiene Estados Unidos, en detrimento de los proveedores argentinos. De todas maneras, para la administración central los dos cargamentos que llegaron este miércoles, con un total de 1.127.000 vacunas, no pasaron desapercibidos y fueron presentados como un hito: con esos dos lotes el Gobierno conquistó un total de 15.483.345.

Acuerdo con laboratorio chino

El otro hecho que fue celebrado como un gol fue el que comunicó este miércoles el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, al anunciar que Nación alcanzó un acuerdo con el laboratorio de origen chino Cansino Bio para la provisión de más vacunas contra el Covid-19, las que se sumarán al plan de inmunización que lleva adelante el Estado nacional.

El Gobierno cree que la vacuna de Cansino facilitará el desarrollo de la campaña de inoculación, ya que se aplica con una sola dosis y se almacena con una temperatura de entre 2 y 8 grados, lo que significa que no requiere congelación y facilita su logística.

Expedición a Cuba

La ministra de Salud, Carla Vizzotti, y la asesora presidencial Cecilia Nicolini arribaron este miércoles a La Habana, procedentes de México, para interiorizarse de los avances en fase 3 de las vacunas Abdala y Soberana 2, dos de las cuatro que tienen en desarrollo en el país caribeño. El objetivo es ver si Argentina puede colaborar en la cadena de producción de esas vacunas.

“Ya empezaron la vacunación en La Habana. Prevén tener la mayor parte de la población de la capital de Cuba vacunada para agosto”, dijo Nicolini poco después de su llegada al país caribeño en diálogo con C5N.

Intercambios con el Reino Unido

La ministra de Salud y la asesora presidencial también participaron en un encuentro virtual con el responsable de Vacunación del Reino Unido, Nadhim Zahawi; y la secretaria para Europa y las Américas del Foreign Office, Wendy Morton. Durante la reunión se trató el tema de acelerar la provisión de vacunas.

Además, se analizaron líneas de cooperación para profundizar la lucha contra la pandemia, el impacto en el sistema sanitario y la posibilidad de fabricación de vacunas a nivel local. En ese sentido, el gobierno británico se mostró dispuesto a ser el nexo con la Universidad de Oxford y el laboratorio productor.

El objetivo del Gobierno es conocer los procesos internos de elaboración de las dosis para evitar depender de terceros en la provisión de vacunas, en un contexto donde los contagios y las muertes se aceleran, y la oposición aprovecha para señalar responsables.