Aumento salarial para privados, el primer pacto entre Alberto y los gremios

Hubo coincidencia en el diagnóstico de la situación social y las necesidades de los trabajadores.
El Canciller - Comentarios

El Gobierno nacional acordó con las centrales obreras la implementación de un aumento salarial en el mes de enero para todos los trabajadores del sector privado. La medida fue confirmada a El Canciller por una fuente presente en la reunión que mantuvieron Santiago Cafiero y Gabriel Moroni con representantes de la CGT y las dos CTA. Será anunciada de manera oficial la semana próxima y consistirá en una suma fija, a cuenta de paritarias.

La disposición había sido adelantada por el ministro de Trabajo este miércoles, en la comisión de Presupuesto y Hacienda del Congreso, en la que el oficialismo defendió el proyecto de ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva.

Pese a que resta conocer la letra chica de la resolución, Moroni adelantó que mientras dure la emergencia económica (seis meses), el Ejecutivo buscará que esas subas en los salarios estén exentas de aportes y contribuciones, los que serían repartidos entre el Estado y las empresas, para que los incrementos “lleguen al bolsillo de los trabajadores”.

En el cónclave, que tuvo lugar en el salón norte de la Casa Rosada y fue el primero entre el nuevo gobierno y las autoridades gremiales, participaron Hugo Moyano (Camioneros), Armando Cavallieri (Comercio), Omar Viviani (Peones de Taxis), Antonio Caló (Metalúrgicos), Omar Maturano (La Fraternidad), Hugo Cachorro Godoy (ATE) y Daniel Catalano (ATE Capital).

Te recomendamos leer

Allí, Cafiero anunció que convocará a las entidades sindicales y a las cámaras empresarias a un Consejo Económico y Social. El encuentro se dio en un clima distendido y, según confió un asistente, hubo coincidencia en el diagnóstico de la situación del país y las necesidades de la sociedad. El incremento salarial apunta hacia una reactivación del consumo y responderá a las paritarias, que correrán por cuenta de cada gremio.

Para Moyano, la reunión significó el primer contacto con el nuevo gobierno desde que Alberto Fernández entró en funciones. El presidente de Independiente había enfatizado en público su molestia por la designación de Mario Meoni como ministro de Transporte, una cartera en la que esperaba tener un hombre de confianza.

Segunda reunión contra el hambre, en Casa Rosada

Este viernes, desde las 10:30, Alberto Fernández y Daniel Arroyo recibirán a sindicalistas, empresarios, referentes sociales y autoridades de la Iglesia para avanzar en el plan nacional contra el hambre. Este jueves, en la ciudad de Concordia, se puso en marcha el Plan Alimentar, el que se extenderá a todas las provincias de manera paulatina y consiste en la entrega de tarjetas alimentarias para que los habitantes de menores ingresos puedan acceder a la compra de alimentos a bajo precio.

Te recomendamos leer

Pese a que el lanzamiento del programa social estaba previsto para febrero, Arroyo arribó a la provincia de Entre Ríos para brindar las primeras 7.000 tarjetas, que oficiarán de prueba piloto. Concordia es la cuidad con mayor tasa de pobreza. De acuerdo a las cifras del Indec, alcanza el 52,9%.

“Con las tarjetas del Banco Nación, las familias van y compran lo que quieren. Vamos a orientar en lo que hace a la canasta básica de alimentos e insistiremos en cuatro rubros: lácteos, carnes, verduras y frutas”, explicó el ministro de Desarrollo Social.