Asignación, precios y planes alimentarios: el plan de contención social

El Canciller - Comentarios

El clima en las calles no es el mejor. La sensación de malestar se refleja en las encuestas y se palpa en cada una de las charlas de debate. La preocupación por el desborde social no es ajena al Gobierno y por eso puso en marcha un plan de contención con algunos anuncios puntuales.

En la mañana de hoy, el presidente Mauricio Macri lanzó una serie de anuncios para evitar que se profundice el malhumor de la clase media y baja. Por eso, durante el discurso, se adelantó un bono para este mes destinado a los beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo (AUH).

Carolina Stanley, ministra de Desarrollo Social.

El acuerdo con el FMI incluyó una “salvaguarda” para un gasto adicional “en la protección de los más vulnerables” en el caso de que empeoren las condiciones sociales. A su vez, el refuerzo de los programas alimentarios, la ampliación del control de precios para productos de la canasta básica.

Por otra parte, según pudo averiguar El Canciller, se buscaría transferir fondos alimentarios a las provincias en función de la cláusula especial acordada con el Fondo Monetario Internacional que prevé una ampliación presupuestaria en el 2019 para el rubro social.

La devaluación se trasladará en los próximos días a los precios en los supermercados. Por eso, la idea del gobierno nacional es ampliar el listado de alimentos y marcas sometidos al programa de precios cuidados de los productos de la canasta básica.

En definitiva, el impacto de la escalada del dólar en los sectores sociales más bajos se sentirá con una pérdida notable del ingreso. Por eso, desde la Casa Rosada ya avanzan con un refuerzo del plan de contención para evitar que aumente el malestar social.